DeportesTheLux

Locos del deporte, ¡llega el Gimnasio-Hotel!

Los gimnasios de los hoteles suelen ser ese espacio que los viajantes visitan por curiosidad, pero rara vez utilizan. Sin embargo, una cadena de centros deportivos de alto standing, con sede en Nueva York, tiene entre sus planes darle la vuelta a la tortilla construyendo el que sería el primer gimnasio con hotel.

Luis Jiménez. 27/07/2015
Imagen de la campaña 'Equinox made me do it'. Cortesia de @equinox.jpg
Imagen de la campaña ‘Equinox made me do it’. Cortesia de @equinox

Según sus investigaciones y basándose, especialmente, en los resultados que ofreció una encuesta entre sus exclusivos clientes, existe un hombre de negocios, de entre 25 y 45 años que no quiere descuidar su condición física, ni su imagen mientras está atendiendo sus asuntos en otra ciudad. Un hombre que según Equinox, estaría dispuesto a pagar más por tener a su disposición un centro deportivo tan exclusivo y cómodo como el que usa cuando está en casa. Es para este perfil de cliente que Equinox tiene pensado abrir su hotel.

Evidentemente, parece que para ese cliente tipo el peso no recae en el estado de las habitaciones, sino en el número de bancas y mancuernas con las que cuente el centro y la cantidad de clases dirigidas que sea capaz de ofrecer.

Jeremy Reese, General Manager de Equinox 43rd st y Gisela Delgado, Senior Manager, Studio Services para la campaña en redes sociales. Cortesia de @equinox.jpg
Jeremy Reese, General Manager de Equinox 43rd st dand ejemplo y Gisela Delgado, Senior Manager, Studio Services para la campaña en redes sociales. Cortesia de @equinox

Equinox Holdings, Inc abrió su primer centro en la Gran Manzana en 1991 y en 2005 fue adquirida por la inmobiliaria Related Companies, L.P. por un valor de 505 millones dólares. Tienen 75 centros repartidos en capitales como Chicago, Los Ángeles, San Francisco, Toronto y Londres. Y durante su crecimiento han ido absorbiendo empresas como Pure, un centro exclusivo de yoga o Soulcycle, dedicada a promover lo saludable del pedaleo en centros tipo boutique que algunos famosos veneraban. Hoy, adueñan un conglomerado de centros deportivos cuyas cuotas van de los 25 a los 250 dólares.

Interior de uno de sus gimmasios y detalle de una sala de remo combinado. Fotografías: cortesía de @equinox.jpg
Interior de uno de sus gimmasios y detalle de una sala de remo combinado. Fotografías: cortesía de @equinox

El lema que utiliza esta cadena de centros de fitness para su producto de alta gama es “Equinox me obligó a hacerlo” y muestra a modelos de ambos sexos prácticamente desnudos en situaciones extremas luciendo orgullosos un cuerpo que han conseguido a base de confiar mensualmente en Equinox. Creen los más críticos que esa fidelidad de la que clientes y gimnasio hacen gala no se traduciría en un consumo real de habitaciones en este hotel dedicado al culto al cuerpo.

Cortesia de @equinox.jpg
Cortesia de @equinox

Lo cierto es que, según estudios recientes de la industria hotelera mundial, el turismo wellness no para de crecer y el año pasado representaba el 14% de las ventas mundiales. De modo que esto, sumado al hecho de que, según otro estudio elaborado por Expedia -el gigante de viajes online-, los americanos disfrutan sólo de 10 de una media de 14 días de vacaciones, podría tener mucho sentido un hotel en el que el bienestar, el quemar lo malo que se acumula en el año y la mejora de la condición física fuera la máxima.

Sala de Yoga Vinyasa. Cortesia de @equinox
Sala de Yoga Vinyasa. Cortesia de @equinox

En cualquier caso, no será hasta 2018 en Nueva York y 2019 en Los Ángeles, cuando podamos saber si los ascensores del hotel se usarán como en otros gimnasios para evitar subir dos tramos de escalera y acto seguido montarse durante 45min en una máquina de “subir escaleras”. Un clásico.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies