Hogar

Famosos, mascotas y viceversa

  Interesantes y poco conocidas anécdotas de personajes famosos y sus mascotas.

Hay cerca de 1.000 millones entre perros y gatos domésticos en todo el mundo, lo que suscita que, inevitablemente, se produzcan muchísimas anécdotas en la convivencia con ellos. Sería imposible contarlas todas. Os he seleccionado las que a mí me parecen más interesantes o curiosas y poco conocidas con perros y gatos de personajes famosos como actores, cantantes y  escritores, entre otros.

E
Elvis es un nombre muy común para mascotas. En la foto, el Rey del Rock cantando ‘Hound Dog’

I.- NOMBRES
El nombre de Elvis para perros o gatos es un nombre muy común. El rey del rock tiene millones de seguidores y fans más o menos acérrimos a lo largo y ancho del mundo, de todas las edades y condiciones. Pero hay dos cantantes famosos que han nombrado a su perro Elvis por diferentes motivos: Uno de ellos fue John Lennon, por admiración y otro de ellos, Joaquín Sabina, que bautizó así a su mascota a raíz de una anécdota que le contó Gabriel García Márquez. Estaba García Márquez vistiéndose y uno de sus nietos le preguntó que adónde iba, a lo que él le contestó: «Voy a ver al rey». A lo que su nieto le contestó: «¿A Elvis?». No comment.

Beyoncé puso a su perro Munchie por su afición a los pastelitos
Beyoncé puso a su perro Munchie por su afición a los pastelitos de la marca

La cantante y diva Beyoncé escogió para su perro el nombre de ‘Munchie’. ¿El motivo? Al perro le encanta la comida de la famosa marca, especialmente los muffins veganos. Lo que no sabemos es si el nombre se lo puso antes de conocer la afición o después.

Ge
George Lucas junto a su perro, Indiana

Indiana, el Alaskan Malamute de George Lucas, no sólo inspiró el sobrenombre del aventurero Henry Jones Jr. en la famosa saga de los 80s, también lo hizo con el personaje de Chewbacca de Star Wars porque su peludo amigo le acompañaba siempre en el asiento del copiloto en el coche.

Paul McCar
Paul McCartney con su querida perra, Martha

Pero no sólo los nombres de persona han servido para inspirar los nombres de mascotas, también han llegado a colarse en la historia como parte imprescindible de ella. En este caso, hablamos de la famosa canción de los Beatles ‘Martha, my dear’, que fue dedicada por Paul McCartney nada menos que a su perra Martha.

Dalí
Dalí junto a su gato Babou

II. LOS MÁS FAMOSOS
Otros personajes famosos también han estado muy ligados a sus mascotas. Es el ejemplo de Sigmund Freud, a quien le encantaban los Chow Chow. Su preferido, Jo-Fi, le ayudó en muchas de sus terapias, especialmente con niños. Por su parte, Dalí tuvo un majestuoso gato ocelote llamado Babou al que adoraba. Y aunque no se han llegado a descubrir pelos de gato en sus cuadros, como en los de Renoir, se sabe que viajó con él incluso a Nueva York.

Siempre se dijo que el origen de la tartamudez de Marilyn se debía a que un vecino mató a tiros a su primer perro al que adoraba, causándole tal trauma que estuvo cuatro meses sin hablar y nunca se llegó a recuperar totalmente. La verdad es que el ‘Happy Birthday’ lo cantó (y «lo actuó») maravillosamente.

Martha
Martha Stewart con su Chow Chow tomando el té en el Hotel Plaza de Nueva York

Marilyn  Monroe y Elvis Presley tuvieron, además de perros y gatos, muchos otros animales, pero no creo que fueran muy amantes de éstos o tenían bastante mal aprendido el concepto de cuidar su alimentación ya que ambos tuvieron animales alcohólicos a base de darles whisky. Marylin, un perro y Elvis, un mono. Como comprenderéis, no es algo gracioso y aprovecho para expresar mi repulsa por quienes incitan a animales a hacer cosas similares y luego tiene la poca desfachatez de colgarlo en Internet.

Hemingway
Hemingway llegó a vivir rodeado de hasta 40 gatos

III. ESCRITORES
Hemingway llegó a vivir rodeado de casi 40 gatos a los que puso nombres peculiares, como no podía ser de otra forma. La mayoría de ellos tenían polidactilia, es decir, seis dedos, lo que ya se conoce como gatos de Hemingway. Normalmente los gatos tienen 18 dedos, (5 en cada una de las patas delanteras y cuatro en cada una de las traseras), es frecuente que tengan polidactilia, la más frecuente es la que te he nombrado y no pasa absolutamente nada por ello, siempre que no sea una polidactilia exagerada que moleste al animal para su vida normal.

Eliot
T.S. Eliot escribió el musical Cats como homenaje a sus gatos

El musical Cats está basado en un libro de poemas dedicado por completo a  los gatos y su mundo, escrito por T. S. Eliot, que para algunos es el escritor más amante de los gatos. Antonio Burgos escribió ‘Gatos sin Fronteras’ que protagoniza Remo, el gato que adoptó. Es un libro lleno de emociones que te transmitirán los amigos epistolares de Remo.

La
La polidactilia es común en los gatos

También ha habido otros escritores con mascotas originales pero bajo mi punto de vista, la palma se la lleva el autor de La Eneida. Según cuenta Robert Schnakenberg en su libro ‘Vidas secretas de grandes escritores’, Virgilio tenía una mosca. A su muerte le organizó un fabuloso funeral en el que se gastó el equivalente a lo que hoy sería un millón de dólares (800.000 sestercios de la época) y que le sirvió para evitar «la voracidad infinita del fisco». Se la enterró en un minúsculo mausoleo en sus tierras. Cariño, cariño… no creo que le tuviera mucho a la mosca, ya que una mosca adulta vive entre 15 y 25 días. De hecho, en un verano completo pueden darse hasta 12 generaciones de moscas.

Virgilio y su mosca
Virgilio y su mosca

Personalmente lo único que me creo de esta historia es que Virgilio montara todo el paripé para evitar que le expropiaran sus tierras, puesto que él tenía información de que así se haría con todas, excepto con aquellas en las que hubiera mausoleos, por considerarse sagradas. Cuando vino a promulgarse la ley, sus tierras ya no eran objeto de expropiación.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies