Surfear sobre diamantes

Tablas hechas con láminas de oro, con motor para volar sobre el mar... El mundo del surf mira al sector del lujo para los surfers más exigentes.

Agustín Castellote. 23/05/2016

El surf es un deporte que requiere una gran capacidad aeróbica, equilibrio, fuerza y coordinación. Navegar en un túnel de olas frente al enemigo más grande que se pueda imaginar es un auténtico reto a la vez que una inigualable sensación. La primera referencia que se tiene de una tabla de surf en España data de 1963. Dos chicos de Gijón, Amador y Félix, colocaron bajo sus pies en la playa de Salinas una plancha de madera labrada a mano y, de forma autodidacta, se lanzaron al mar intentando cabalgar las olas, atraídos por el poder hipnótico de lo desconocido.

Si te inicias en el surf, te engancharás
Si te inicias en el surf, te engancharás

Era el surf, una modalidad que tiene su origen en Oceanía, desarrollándose en las islas Hawai, que pronto llegó a las costas del sur de Francia y que consiste en deslizarse y hacer giros en una ola, de pie sobre una tabla. Hoy, 53 años después, España tiene más de 500.000 personas que practican surf, acercándose a 30.000 el número de federados y en un auténtico paraíso orográfico con zonas mundialmente conocidas como Mundaka (Euskadi), Corralejo (Canarias), Somo (Cantabria) o Rodiles (Asturias). Paralelamente al crecimiento en el número de practicantes en España y en el resto del mundo, la industria del surf desplegó toda su maquinaria para satisfacer las necesidades de los surfistas, con un apartado muy especial en el exclusivo sector del lujo.

Joyas del proyecto Pukas Surf y la diseñadora
Joyas del proyecto Pukas Surf y la diseñadora Inés Susaeta

En estos días se presenta en el patio de San Lorenzo en Madrid una exposición en la que Pukas Surf, empresa guipuzcoana reconocida por la fabricación artesanal de tablas de surf de alto rendimiento, e Inés Susaeta, diseñadora de joyas salvajes y únicas, unen sus técnicas en la creación de un proyecto conjunto inspirado en la ‘Puka’ (agujero en hawaiano). Incluye una colección de joyas, en plata de primera ley, acompañadas de piezas exclusivas con piedras de playa esculpidas por la fuerza de las olas, ropa y una edición limitada de tablas de surf hechas a mano, cuidadosamente elaboradas bajo la supervisión de especialistas que trabajan con la única ayuda de sus manos, herramientas y cultura surf.

Aerus, una tabla hecha con láminas de oro
Aerus, una tabla hecha con láminas de oro

Dedicado a un público muy exclusivo, Lux Surfboards, empresa británica de fabricación de tablas, ha presentado, Aureus, la que se pensaba era la tabla más cara del mundo. Fabricada por Ellie Miller, profesional del surf y Danni Bradford, artesano en trabajar el oro, es una creación dorada, vestida en láminas de pan de oro de 24 quilates, construida a mano con los más altos estándares de artesanía tradicional e inspirada en los modelos de los años 70 de una sola quilla y con un valor en mercado de 160.000 euros.

Símbolo de El Dragón en oro sobre la tabla de Roy
Símbolo de El Dragón en oro sobre la tabla de Roy Stewart

Y decía la que se pensaba era la tabla más cara del mundo, porque desde Nueva Zelanda, el famoso fabricante Roy Stwart, combina su pasión por el surf con el arte, para crear una pieza exclusiva difícilmente igualable, ideada para grandes coleccionistas del lujo, llamada El Dragón. Se trata de una tabla hecha a mano de 4,15 metros, hueca, elaborada en madera Paulownia, capaz de acelerar a través de las olas hasta a 56 km/h debido a su aleta de túnel tubular. Tiene una incrustación de un dragón de 23 quilates de oro con ojos aguamarina y alcanza un precio récord de 1,3 millones de dólares.

Tabla hecha a mano de 4,15 metros
Tabla hecha a mano de 4,15 metros

Una peculiar y boyante industria cuya última novedad llega a las playas con la tabla de surf motorizada, un elemento que simplifica bastante la dificultad de este deporte y que permite hacer más giros y maniobras rápidas gracias a una pequeña caja incorporada, donde va introducido un motor conectado con una minúscula hélice. JET-SURF es una tabla de alta tecnología, diseñada y fabricada por ingenieros de la Fórmula 1. Lleva un motor de dos tiempos y 86 centímetros cúbicos, que ofrece 12 CV con tan sólo 14 kg de peso. Las unidades son limitadas, ya que únicamente se fabrican 20 al mes, y su precio alcanza los 15.000 euros por unidad.

Tabla motorizada de Jet-Surf. Aquí puedes ver más
Tabla motorizada de Jet-Surf. Aquí puedes ver más

Resulta difícil encontrar un deporte en el que se experimente una sensación tan grande de libertad como el surf, tratando de dominar las olas sobre una plancha de madera, sin reglas ni horarios, donde no existe la línea recta ni más triunfo que la satisfacción personal y ante el enemigo más poderoso que te puedas imaginar. Algo más que un deporte, que un hobby o una pasión. El surf se ha convertido en un estilo de vida para mucha gente que encuentra en la conexión con la naturaleza una forma de salir de la encrucijada de lo cotidiano. Un deporte para disfrutar, para luchar y, sobre todo, para vivir.

Últimas noticias

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies