Sin categoria

El lujo tiembla por el ‘Brexit’

La salida del Reino Unido de la Unión Europea puede suponer un golpe muy importante para la industria del lujo.

Leeson. 17/06/2016

De forma general, es evidente que si los británicos deciden apoyar el Brexit y salen de la Unión Europea serán noticias negativas para la economía europea en su conjunto, algo que evidentemente tendría también un efecto significativo en la industria del lujoA la hora de evaluar el impacto en la moda de lujo, hay que hacer una clara distinción entre las empresas británicas y las ‘continentales’ (entendidas estas como las que tienen su sede en la Unión Europea actual excepto Reino Unido). Las primeras se verían seriamente afectadas, mientras que las segundas sufrirían un impacto mucho menor en términos de negocio y resultados.

Lees 9
Burberry analiza los posibles efectos de una salida del Reino Unido de la Unión Europea. Haz clic en la imagen para comprar

La industria de la moda británica
La industria británica de la moda (que contribuye anualmente con unos 40.000 millones de dólares a la economía) sufriría un efecto demoledor a corto plazo, que tendería a moderarse con el transcurso del tiempo. Hay varios efectos que le pasarían factura. El primero y sin duda más importante a corto plazo es la más que previsible depreciación de la libra esterlina, que de hecho ya ha sufrido un duro castigo desde que se anunció el referéndum.

Lees 6
Los zapatos de Lucy Choi ‘sufrirían’ con el Brexit. Haz clic en la imagen para comprar

Hay que tener en cuenta que la mayor parte de la industria tiene sus centros de fabricación en el exterior de Europa (fundamentalmente Asia) y realizan sus pagos en dólares. Teniendo en cuenta que la mayor parte de los expertos aventuran un desplome de entre el 10% y el 25% del valor de la moneda británica en caso de que el Brexit triunfe, este sería el impacto aproximado de la depreciación de la libra en la cuenta de resultados de las empresas. El impacto sería limitado en aquellas empresas que obtienen la mayor parte de sus ingresos en el exterior del Reino Unido, como por ejemplo Burberry, ya que aunque sus costes están denominados en monedas distintas de la libra sus ingresos también se generan en otras divisas, por lo que sufriría también, pero de forma más moderada.

Lees 5
Firmas como Amanda Wakeley sufrirían un descenso de sus ventas a corto plazo. Haz clic en la imagen para comprar sus propuestas

Otro aspecto muy importante a corto plazo es que un triunfo del Brexit supondría de repente el final de buena parte de los acuerdos comerciales del Reino Unido con el resto de los países, complicando las ventas de productos británicos en el exterior. Hay que tener en cuenta que, gracias a su pertenencia a la Unión Europea, las empresas británicas cuentan con ventajas y facilidades para vender sus productos en más de 70 países, algunos tan relevantes como Estados Unidos, Japón o China, por citar solo algunos ejemplos.

Lees 7
La firma de joyería Boodles observa con inquietud el resultado del referéndum. Haz clic en la imagen para comprar

Aunque nadie duda de que Reino Unido volvería a negociar todos estos acuerdos comerciales de forma individual, lo cierto es que todo el proceso llevaría probablemente años, limitando las ventas a corto e incluso medio plazo. Y eso sin descartar la potencial imposición de limitaciones aduaneras y la complicación de los requisitos legales y administrativos para las empresas británicas.

Lees 8
Las colecciones de Belstaff podrían sufrir el impacto del Brexit. Haz clic en la imagen para comprar

Desde el punto de vista del mercado existente, también tenemos aspectos muy importantes a tener en cuenta. El Brexit aumentaría el riesgo político de la región y eso podría provocar una reducción del gasto denominado ‘superfluo’ de una parte del público que adquiere productos de lujo y que ahora tendría una sensación de que su riqueza ha disminuido o está en riesgo de disminuir. En otras palabras, el Brexit produciría un descenso de la confianza de los consumidores. Asimismo, también podemos citar el previsible descenso del turismo a Reino Unido procedente de Europa a corto plazo, ante la posibilidad de tener que solicitar visado. No podemos olvidar que el viajero de turismo es probablemente el cliente más importante de la industria del lujo.

Lees 3
El Brexit ha incrementado el sentimiento patriótico en el Reino Unido

Sin embargo, también hay puntos positivos que podrían compensar a medio plazo parte de los aspectos negativos. En este sentido, destaca la ganancia de competitividad de los productos británicos por el desplome de su divisa. Es decir, que aunque a corto plazo la caída del valor de la libra tendría un efecto inmediato negativo, con el transcurso del tiempo podría beneficiar a sus productos, ya que serían más baratos para los compradores en dólares, yenes o euros. Asimismo, a medio plazo también cabe esperar que el gobierno británico fuese capaz de alcanzar nuevos acuerdos comerciales, que permitiría recuperar poco a poco los niveles anteriores al Brexit.

Lees 2
A pesar de la situación, David Cameron no pierde la sonrisa

Las previsiones de Frontier Economics antes de la convocatoria del referéndum apuntaban a un crecimiento de la industria británica de la moda del 50% hasta 2019, superando los 70.000 millones de dólares. El Brexit pondría estas previsiones en cuarentena, ya que sería complicado mantener las tasas de crecimiento fuera de la Unión Europea. Según algunos expertos, la salida de la Unión Europea podría retrasar este objetivo entre 5 años (según los más optimistas) y hasta 15 años (los más pesimistas).

Lees 4
El impacto del Brexit sería mínimo en las ventas de firmas como Gucci, del grupo Kering. Haz clic en la imagen para comprar

La industria de la moda europea de lujo.
La situación para las empresas del resto de la Unión Europea sería muy diferente. Es evidente que compañías como LVMH, Kering o Prada, por poner algunos ejemplos, se verían penalizadas por el Brexit, ya que sus ingresos en el Reino Unido se desplomarían a corto plazo. Sin embargo, el impacto en las empresas europeas continentales sería muy inferior al que sufrirían las empresas británicas, hasta el punto de que para muchas de ellas podríamos hablar de un efecto residual en sus negocios (es decir, un impacto inferior al 5% de sus resultados).

Lees 1
La Bolsa de Londres intenta capear el temporal

La mayor parte de estas empresas tienen ingresos muy diversificados y los procedentes del Reino Unido son una parte mínima de su cuenta de resultados. Sus cotizaciones pueden sufrir a corto plazo por el incremento de la incertidumbre y por el efecto arrastre del resto del mercado, aunque no cabe esperar un castigo importante, ni siquiera algo más allá de un retroceso temporal.

Disclosure: El medio no se responsabiliza sobre las opiniones expuestas en el artículo. El texto ha sido escrito de manera libre expresando ideas propias, sin recibir ninguna compensación por ello. El autor no tiene ninguna relación de negocios con cualquiera de las empresas cuyas acciones se mencionan en este artículo.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies