Hogar

Sus 7 vidas y otras verdades sobre gatos

Hoy queremos dar luz a todas aquellas supersticiones y dichos asociadas a los gatos. ¿Es verdad que un gato negro da mala suerte?

Hay muchas leyendas sobre gatos y un montón de frases que hacen referencia a nuestros pequeños amigos bigotudos. Hoy os vamos a dar luz sobre algunas de ellas. ¿Son verdaderas o falsas? ¿De dónde vienen algunas afirmaciones? Pasen y lean.

En Egipto se consideraban animales sagrados

Un gato tiene 7 vidas.
Es obvio que los gatos sólo tienen una vida, pero ¿de dónde viene esta historia? En los países anglosajones se dice que tienen 9, porque toman el dicho de la época de los faraones en la que los gatos eran considerados animales sagrados por proceder directamente del dios Ra (sol). Fue él precisamente quien se transformó en gato para conocer el mundo de las tinieblas, dotándose de 9 vidas, de ahí que los gatos fueran considerados animales sagrados.

A esto también contribuyó que acabaran en un plis plas con una plaga de ratones que amenazaba con destruir las reservas de grano del antiguo Egipto. Por ello no solo fueron elevados a la categoría de dioses sino que a su muerte eran embalsamados, momificados y enterrados con ratones. Cuando esto sucedía, la familia que lo poseía se afeitaba las cejas en señal de luto y estaba penado con la muerte el rapto o cualquier daño a un gato.

En los países latinos se habla de 7 vidas por ser considerado el 7 un número mágico asociado a la buena suerte. En este caso tiene muchísimo que ver con el modo en que caen los gatos desde grandes alturas sin sufrir prácticamente lesión alguna, debido a que son capaces de corregir su postura mientras van cayendo una vez se han adaptado a la velocidad de caída y a la fuerza de la aceleración. Curiosidad que comparten con los ratones, pero no con las ratas.

Los gatos corrigen su postura durante la caída

Los gatos siempre caen de pie
No es cierto. Los veterinarios ven muy frecuentemente gatos heridos por caídas en las que se han roto una o varias patas, la mandíbula, alguna pieza dental e incluso con lesiones internas .Algunos, incluso se matan al caer. Los gatos son capaces de adaptar su postura para poder caer de pie y relajados de modo que amortigüen el golpe, pero para ello necesitan espacio y tiempo, por esto es más fácil que un gato se haga más daño cayendo de menor altura.

Por encima de 6 metros de altura de caída libre los gatos se relajan y les da tiempo a darse la vuelta para adoptar la postura adecuada, no se sabe si lo hacen consciente o inconscientemente, y todo ello a una velocidad de aproximadamente 105 km/h. Antes de esos 6 metros, el gato se pone rígido por la reacción normal de todo ser vivo que no está dotado para volar. Pero además del reflejo de enderezamiento -que es debido a sus altos reflejos de orientación-, los gatos cuentan con un esqueleto muy flexible que les ayuda a amortiguar el golpe.

Los gatos negros tardan más en ser adoptados

Los gatos negros y la suerte
Según el país en que te encuentres, un gato negro será sinónimo de buena o mala suerte. ¿Por qué? En aquellos países donde hubo “caza de brujas” los gatos negros se asocian a la mala suerte, sin embargo en Reino Unido e Irlanda, por ejemplo, son símbolo de buenos augurios. No entro a valorar todas las modalidades que hay sobre si se cruza el gato, lo ves de espaldas, te mira a la cara o se sube a tu cama, entre otras muchas, porque en esto de las supersticiones hay casi tantas como supersticiosos.

Sí es cierto que los gatos negros tardan un promedio de 4-5 días más en ser adoptados que los gatos de otro color. Hay un estudio de la Universidad de Colorado sobre la adopción de gatos negros y la desmitificación de la superstición dirigido por la doctora Kari Logan que se difundió en la BBC, en el que además vieron que no sólo es un problema de superstición sino también de imagen (entre otros). Y es que para el público en general los gatos negros salen peor en las fotografías… ¡y estamos en plena era de Instagram y demás redes sociales!

No descuides la higiene de tu gato, por mucho que se lama

El agua y la higiene.
Aunque los gatos se lamen para su aseo personal e incluso te pueden lamer a ti como muestra de máximo afecto para decirte que eres “de su familia” (recuerda la frase de Wiston Churchill “… los gatos nos ven como sus súbditos”), no es suficiente. Es lo que se denomina en España: “Lavarse como un gato”. Es decir, hay que ocuparse de su aseo e higiene: baño, cepillado de dientes, uñas, etc.

Necesitarás algo más de tiempo para buscar un buen profesional para la higiene de tu gato, puesto que no todos los que se dedican a mascotas quieren tratar con ellos, alguno incluso pide que se anestesie el animal antes de ser bañado. Pero no te asustes, si desde pequeño lo acostumbras a su higiene rutinaria, incluso tú lo podrás hacer.

La mayoría de los gatos son intolerantes a la lactosa

Un platito de leche.
Estamos acostumbrados a ver (generalmente en los dibujos animados) que a los gatos se les pone un platito de leche para comer. No obstante, si tienes uno, de las primeras cosas que te dirá tu veterinario es que excepto el tiempo en que beben leche materna, nunca más deben beberla ya que la mayoría de los gatos son intolerantes a la lactosa, con los consiguientes problemas digestivos. Esto se hace extensivo al resto de derivados lácteos. Existe leche especial para gatos, recomendada para hembras gestantes y lactantes.

Ser curioso está bien pero todo exceso es un problema

“La curiosidad mató al gato”
Lejos de lo que hoy entendemos por esta frase, que se emplea generalmente cuando alguien trata de conocer más allá de lo socialmente establecido, su origen viene del siglo XVI en Inglaterra. Significaba que dar demasiadas vueltas a un tema acaba por hacerte enfermar, hasta poder morir. Se eligió como ejemplo a los gatos por ser animales solitarios que parecen estar meditando sobre “sus cosas”. De cualquier modo, ambos sentidos están muy bien en estos tiempos en que parece que tenemos derecho a saberlo todo de todos y que damos demasiadas vueltas a temas que no está a nuestro alcance solucionar.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies