Hogar

Protege a tu perro de las altas temperaturas

Haz caso a estos consejos para evitarles problemas a tus mejores amigos peludos relacionados con el calor excesivo.

El cambio climático nos ha regalado ya un par de olas de calor con alguna que otra consecuencia desastrosa en España (aunque parezca increíble a estas alturas) y por lo que nos advierten los meteorólogos no van a ser ni mucho menos las únicas de este verano 2017 en todo el hemisferio norte. Por esto hoy, antes de cualquier otra recomendación para los cuidados propios del verano de nuestros queridos amigos, hablaré de cómo protegerlos frente a las altas temperaturas.

Nunca dejes a tu mascota dentro del coche

Normas generales:

  • Evita la exposición al sol durante las horas más críticas del día. También cuenta salir a pasear con él o el colmo… ¡salir a hacer ejercicio!
  • Procura que tengan un lugar fresco y a la sombra donde estar, tanto dentro como fuera de casa.
  • Olvida las casetas de plástico para el exterior, no sirven como aislante del calor -y salvo las de calidad excelente, materiales sintéticos ultramodernos-, prácticamente de nada.
  • No a los perros o gatos en coches cerrados, ni con ventanas algo bajadas, ni a la sombra. Las temperaturas que se alcanzan (hasta 50ºC en minutos) hacen que cada verano tengamos cifras en aumento de animales que han muerto por esta razón. La causa de la mayoría de golpes de calor en perros en verano es ésta.
  • El aire acondicionado en casa, su caseta, el transportín -para perros grandes o viajes largos-, el coche, etc… les viene muy bien.
Deja cerca una fuente de donde puedan beber
  • Deja una fuente de agua potable accesible al animal para que pueda beber siempre que lo necesite. Hay muchísimas disponibles en el mercado. Algunas incluso diseñadas por veterinarios.
  • Las horas ideales para comer son la mañana y la noche porque harán más fácilmente la digestión.
  • No olvides que tu perro o gato necesita hacer ejercicio, hazlo cuando el sol se esté poniendo y siempre por zonas sombreadas y frescas o dentro de casa.
  • Perros y gatos están expuestos a golpes de calor y quemaduras en la piel.
  • La visita al peluquero de perros y gatos se hace imprescindible, él es el único que sabe a qué altura debe cortar el pelo a cada raza y a cada especie.
Haz ejercicio con él pero cuando el sol esté menos fuerte

 

En el caso de los perros, hay diversas cosas que debes saber para protegerlos:  No transpiran del mismo modo que nosotros. Los perros no tienen glándulas sudoríparas a lo largo de todo el cuerpo, por lo que la única forma que tienen de eliminar el calor es a través de la respiración, del jadeo y de las patas (almohadillas) -de ahí la importancia de mantenerlas en perfecto estado-. Estas formas de regulación de la temperatura no son suficientes en épocas extremas como veranos muy calurosos.

Los perros están muy expuestos a golpes de calor porque tienen gran dificultad para regularlo. Además, su temperatura corporal varía entre 38ºC-39ºC y en verano pueden fácilmente alcanzar los 42ºC -la temperatura a la que se considera que sufren un golpe de calor-, en esta circunstancia la mayoría de los veterinarios opinan que es muy difícil salvarlos.

Protégelo del sol y ofrécele agua

¿Cómo detectar un golpe de calor en perros? Es fundamental saberlo puesto que tienes que actuar con rapidez. Si esperas la llegada del veterinario, puede que sea tarde. Cuando la temperatura corporal de un perro alcanza los 42-43 ºC, los síntomas que presenta son: mareos, sensación de que el perro está enfermo, respira con dificultad, jadea, no puede caminar, pierde el equilibrio, taquicardia, temperatura elevada, mucosas congestionadas, vómitos, diarreas y, en algunas ocasiones, shock o pérdida del conocimiento.

La forma más correcta de hidratar un perro es ofrecerle agua fría y mojarle principalmente detrás de la cabeza, abdomen y patas. Ayuda poner paños húmedos y fríos en el hocico y lugares donde tenga menos pelo, así como que hagas todo esto en un lugar fresco e incluso con la ayuda de un ventilador para eliminar el calor que va desprendiendo.

Mantenlo fresquito, mójalo y ofrécele agua

Es importante que los perros tengan un lugar como una piscina pequeña o una alberca donde poder refrescar sus patas, cara y todo su cuerpo dándose un chapuzón -si están al aire libre, si están en casa supongo que están con aire acondicionado-. No obstante, hay perros más expuestos a los golpes de calor:

  • Los perros chatos (Bulldog inglés, Bóxer, …etc.)
  • Los perros con abundante pelaje y de razas originarias de lugares fríos como los husky siberianos.
  • Los perros obesos o con sobrepeso.
  • Perros con insuficiencia cardiaca o respiratoria.
  • Los cachorros y los perros de edad avanzada.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies