ACTUALIDAD

Ojo, cabeza y corazón

Tener el instrumento no te hace maestra y la fotografía sigue siendo un cuadro que captura retazos de vida inspiradores.

Sandra Barneda. 08/04/2019

Cuando algo lo normalizamos suele ocurrir que le quitamos todo el peso de la importancia. “Fotografíar es colocar la cabeza, el ojo y el corazón en el mismo eje”, decía una de los mayores fotógrafos de la historia, Henri Cartier-Bresson, pionero de la llamada fotografía de calle, esta que ahora nosotros hemos heredado y con un deslizamiento de dedos hacemos decenas de veces al día sin corazón y, puede que hasta sin eje. Pero el arte siempre sobrevive a las mayores guerras, quisiera referirme con ello, a la alta exposición. Tener el instrumento no te hace maestra y la fotografía sigue siendo un cuadro que captura retazos de vida inspiradores.

Es la magia de este invento de mediados del XIX, que comparten dos nombres Niépce y Daguerre, que se ha multiplicado hasta no poder entender nuestro resumen del año, sin la cadena de fotografías con música incorporada que nos ofrece nuestro teléfono. Se ha celebrado la segunda edición del Madrid Photo Fest con mayor afluencia de público que la primera edición, demostrando la buena salud de esta práctica hecha arte por algunos de los invitados, ofreciendo una master class. La mezcla de estilos, edades y géneros: publicidad, moda, periodismo y, como Cartier-Bresson, streetsyle.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de CHARLOTTE RUTHERFORD (@charlie__chops) el

Destaco para seguir y disfrutar a Charlotte Rutherford. Tiene sólo 25 años y es sin duda una revelación en fotografía hiperrealista con un toque visual noventero Kitsch. El uso del color habla por si solo como las composiciones en retratos y posados. Lo más curioso de esta FotoTop, es que su talento es innato y su técnica completamente autodidacta. A los 16 años comenzó a interesarse por la fotografía y decidió dedicarse a ello tras ver  un libro del fotógrafo David Lachapelle. Ahora se encuentra en la cúspide de la fotografía de moda y se ha ganado a golpe de click la medalla de enfant terrible por su rotunda expresividad. Por ello convierte cualquier portada en un éxito y referente de otros.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Justine Foord (@justinefoord) el

Otro nombre y, por destacar, sigo con mujeres, es Justine Foord, la reina del retoque, seguida por miles de instagramers aprendices del bisturí fotográfico, imprescindible para hacer que la instantánea acumule likes y destaque entre las otras.

En dos mil metros cuadrados, el Photo Fest ha demostrado que la fotografía lejos de banalizarse por su uso masivo y diario se expande y no deja de reinventarse. Entre los representantes nacionales no deseo olvidarme de destacar a Manuel Outumuro; este gallego de nacimiento y barcelonés de adopción, especialista en retratos, es uno de los fotógrafos de culto de nuestro país. –“Cada retratado es un mundo y hay que sacarlo en la imagen”- Por su objetivo han pasado la creme de la creme de la cultura de nuestro país y tener una «foto outumuro» es sinónimo de prestigio.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Outumuro Estudio (@outumuro_oficial) el

La última que ha destacado en su cuenta oficial de Instagram, ha sido Nieves Álvarez a lo diva de los cincuenta de Hollywood. Esta mañana no he podido evitar mirar las fotos que guardo en mi móvil ¡Más de cinco mil acumulo! ¿Cuántas son para desechar? Puede que un tercio ¿Cuántas me cautiva su mensaje o belleza? Puede que un diez por ciento. Pero en todas ellas está mi ojo, mi cabeza y mi corazón.

*Foto principal: Instagram de Charlotte Rutherford 


Relacionados

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies