Celebrities

Rihanna alquila una isla para grabar su nuevo disco

El noveno disco en estudio de Rihanna será grabado en una pequeña isla privada, un refugio utilizado por los artistas y cantantes que buscan intimidad e inspiración.

Josep Sandoval. 06/06/2019

Rihanna ha alquilado la isla de Osea (Osey), en el estuario del río Blackwater, Essex, al este de Inglaterra, para grabar lo que en principio se llamará R9 y será su noveno disco de estudio tras un silencio de casi cuatro años. La isla, de unos 16 kilómetros cuadrados, propiedad del productor musical Nigel Grieda, es todo un lujo a nivel de la superestrella, pues incluye un pueblo inglés típico y unas paradisíacas costas, a la vez que, por supuesto, un lujoso estudio de grabación (Estudios Miloco), con todos los avances técnicos imaginables.

Se ha sabido que Rihanna ha estado viviendo en Londres de incógnito absoluto durante un año disfrutando de un relativo anonimato en el maravilloso entorno y ha invitado a algunos miembros de su familia a compartir con ella ese retiro musical. Un tiempo que ella ha traducido con sus nuevas canciones de las que no ha querido desvelar nada, solamente que habrá mucha presencia de reggae.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de badgalriri (@badgalriri) el

Los seguidores de Rihanna critican que esté más centrada en sus negocios que en la música

Los estudios se suelen usar como espacio privado para que trabajen los músicos y tengan también su refugio. A la isla, separada de la costa por unos siete kilómetros, solo se puede llegar dos veces al día durante cuatro horas a causa de las mareas. Gracias a ello es posible mantener una total invisibilidad si lo que se desea es pasear por sus playas en completa soledad, recreándose en sus impresionantes paisajes y su variada vida silvestre.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de badgalriri (@badgalriri) el

Desde su último disco, «Anti», del que se empezó a hablar en octubre del 2015, la cantante de Barbados ha invertido buena parte de su tiempo en los negocios, principalmente estética y ropa, logrando unos interesantes beneficios que sumados a los logrados con la música la convierten en la cantante más rica del mundo, con una fortuna estimada por la revista Forbes en unos 600 millones de dólares.

En esta cifra se incluyen las ganancias en sus gamas de maquillaje y perfumes que trabaja conjuntamente con el imperio LVMH bajo la marca Fenty Beauty (de su verdadero nombre Robyn Rihanna Fenty) y sus líneas de lencería, cuyas últimas fotos publicadas en Instagram, han incendiado las redes en las últimas horas.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies