Tecnología

Elegir un buen dominio en Internet, clave para triunfar

Contar con un buen dominio es fundamental para el marketing. Además, si se utiliza de forma inteligente puede tener un valor incalculable, ya que ayuda a promocionar el servicio a través de algunas estrategias SEO.

The Luxonomist. 21/06/2019

El nombre de dominio es una representación de texto de una cadena numérica que se utiliza para identificar una dirección en Internet. Los ordenadores tienen una dirección de Protocolo de Internet (IP), que es una cadena única de 4 o 6 números separados por puntos. Cuando se abre una sesión en un navegador, se suele utilizar un motor de búsqueda, y al escribir una palabra en la barra de direcciones, estas se traducen en números que representan esa dirección, que es la IP del nombre de dominio.

Si los nombres de dominio se crearon en forma de cadenas de caracteres fue porque es más fácil para las personas recordar nombres que números. Y cuanto más corto sea el nombre de dominio, más fácil de recordar será.

El nombre de dominio es una representación de texto en forma de cadena numérica que sirve para identificar una dirección de Internet

¿Para qué sirve un nombre de dominio?

Tener un nombre de dominio propio aporta credibilidad y profesionalidad a la empresa. Una dirección genérica no termina de inspirar confianza en un cliente, como sí lo hará un nombre de dominio. Aún hay personas que no confían en Internet ni en el comercio electrónico, por lo que es especialmente importante demostrar que la empresa merece una oportunidad (accede al siguiente enlace para descubrir cómo saber si un dominio está libre).

Puede darse el caso de que una persona no esté dispuesta a pagar para registrar un nombre de dominio adecuado para utilizarlo en un hosting de pago, pero, en ese caso los usuarios pueden pensar que no se están haciendo demasiados esfuerzos para crear productos valiosos. Un detalle como este puede provocar desconfianza.

Por otro lado, algunas personas que tienen un negocio intentan reducir los costes del mismo alquilando un nombre de dominio, en lugar de comprarlo. Pero no se trata de una buena idea, ya que lo que muestra es que la empresa no les importa tanto como para hacer una inversión en su propio enlace.

El uso de un dominio de pago para la web de nuestra empresa aporta credibilidad y profesionalidad, dos características indispensables para los clientes

Pasa por encima de tus competidores con un gran nombre

Si un propietario de un negocio tiene un buen nombre de dominio y una página web, se coloca de forma inmediata delante de todas aquellas personas de la competencia que no los tienen. Los clientes verán que está utilizando Internet, que es la herramienta de comunicación más potente de todos los tiempos.

Tener un dominio propio inspira seriedad respecto a la actividad que se realiza, y hace ver que se piensa en el futuro, ya que el negocio pasa de competir en el entorno local al global. Utilizar una plataforma gratuita transmite que ni el nombre, ni el sitio ni el contenido le pertenecen a uno, por lo que habrá que empezar de cero y seleccionar otro que se encuentre libre.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies