Gastro

La cena más elegante, multitudinaria y secreta llega a Madrid

Se celebrará el día 21 de septiembre a las ocho de la tarde y como es tradición, hay que acudir vestido de blanco.

Eugenia Marcos. 10/09/2019

A pesar de que la primera Dîner en Blanc se celebró en París hace unos cuantos años, la organización ha logrado mantener el secretismo acerca de su lugar de celebración. Es parte del encanto. Este año es la segunda vez que se va a celebrar en Madrid, aunque la primera vez que este picnic se desarrolló en España eligió la ciudad de Barcelona.

En la actualidad las autoridades sí saben cuál es el lugar de celebración, aunque los asistentes lo desconocerán hasta el último minuto. La organización les cita en un lugar para subirse al autobús que les trasladará a algún sitio emblemático de la ciudad. Nadie puede llegar por sus propios medios.

La filosofía se mantiene intacta: disfrutar de la amistad y del momento con una buena gastronomía, ir vestido de blanco y, por supuesto, ser respetuoso con el lugar donde se celebra.

Dîner en Blanc es una exclusiva cena que se celebra cada año, en la cual los asistentes deben ir vestidos de blanco, llevar el picnic y estar dispuestos a ir a un lugar inesperado

Una cita adaptada a los tiempos

El evento celebrado por primera vez en 2018 en Madrid tuvo certificación medioambiental. De hecho, se prohíbe el uso de plásticos. El Corte Inglés ha creado una tienda online específica que incluye una selección de menaje y vestimenta acorde con la gran cita. A través de su departamento gourmet también prepara las viandas más apropiadas para disfrutar de esta cita que cuenta con seguidores en todo el mundo.

Y es que cada asistente ha de llevar una mesa, dos sillas, mantel de tela y servilletas de tela y una canasta de picnic que contenga un menú de calidad y vajilla de porcelana. La web oficial deja claro que «la originalidad es bienvenida, siempre y cuando se mantengan la elegancia y el buen gusto». Se recomienda, aunque no es obligatorio, llevar flores para adornar la mesa y velas de luz led para la ambientación. Por supuesto que todo ha de ser en color blanco.

Cada asistente debe llevar una mesa, dos sillas, un mantel, servilletas, un picnic con productos de primera calidad y una vajilla de porcelana

¿Cómo poder asistir?

Es necesario conocer a algún miembro de la organización para ser invitado. Es la primera fase inedudible que hay que pasar para poder acudir a la Dîner en Blanc. Una vez has sido invitado recibes un mail para el posterior registro y pago (30€+ 6 de membresía). La presencia de cada uno de los invitados es necesaria e imperativa, independientemente de las condiciones climatológicas. En caso de lluvia, la cita no se suspende. Los asistentes deberán llevar un impermeable o paragüas transparente o blanco. Sólo en caso de huracán o tormenta, la organización se plantea la cancelación.

Para poder asistir a esta exclusiva cena, debes ser invitado por algún miembro de la organización. Además, no podrás rechazar la cita y deberás acudir a la cena aunque las circunstancias meteorológicas no sean las adecuadas

Todo comenzó en París…

Fue en 1988 cuando un francés, François Pasquier, después de pasar unos años en el extranjero volvió a París y decidió organizar una cena para volver a encontrarse con amigos. Como fueron muchos los que quisieron asistir, les pidió que se encontraran en el Bois de Boulogne vestidos completamente de blanco para que pudieran reconocerse los unos a los otros. También les pidió que cada asistente trajera un amigo. La velada tuvo tanto éxito que los invitados no solamente quisieron repetir una vez más al año siguiente, sino que también quisieron invitar a más amigos, y de este modo nació el concepto de Le Dîner en Blanc.

Esta fiesta tiene su origen en 1988, cuando François Pasquier organizó una cena con amigos en el Bois de Boulogne, con el requisito de que todos fueran de blanco y que llevaran un acompañante

A lo largo de los años, el evento ha crecido en reconocimiento y en asistencia y se ha celebrado en algunos de los lugares más bonitos de la capital francesa: el Puente de las Artes, los Campos Elíseos, el jardín del Palacio Real, entre otras. En el 2013, para celebrar los 25 años, Le Dîner en Blanc de París reunió a cerca de 15.000 invitados en el Louvre, en el jardín de Troc. En Madrid el año pasado los asistentes disfrutaron de la velada en la Plaza de Toros. El lugar elegido este año es una incógnita. Sólo se la comunicado a la prensa que tras la cena habrá una fiesta en la terraza del Hotel RIU ubicado en la Plaza de España.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies