DeportesTheLux

Un Tissot para Ricky Rubio, el mejor jugador del Mundial de China

La selección española de baloncesto consiguió en Pekín su segundo título mundial en lo que va de siglo, algo solo igualado por EE.UU.

Abel Amón. 20/09/2019

El equipo español comenzó su preparación con algunas bajas de importancia y con actuaciones y resultados que dejaban dudas. Sin embargo, a medida que avanzaba el campeonato, nuestro equipo fue mejorando el juego y alcanzó las semifinales en las que nos esperaba Australia, un potente equipo que hasta entonces, al igual que España,  no había perdido ningún partido.

Un partido épico con dos prórrogas y con una actuación antológica de Marc Gasol, que se acaba de convertir en el segundo jugador de la historia en ganar la NBA (con los Toronto Raptors) y el Mundial el mismo año.  El anterior en conseguirlo fue el carismático y conflictivo jugador de los Lakers Lamar Odom, en el año 2010.

Ricky Rubio, durante el partido entre la selección española de baloncesto y la selección de Túnez, en el Mundial de China 2019 (Foto: @rickyrubio9 Twitter)

Fe, trabajo y espíritu ganador

Como sucediese en el Mundial de Japón,  mucha dosis de fe trabajo y algo de suerte condujo a nuestro equipo a la final, disputada contra un muy meritorio equipo argentino al que se ganó con bastante facilidad y una renta de veinte puntos de diferencia, como también sucediese en la final de 2006 contra Grecia.

El trofeo Tissot de mejor jugador del torneo recayó en nuestro base Ricard (Ricky) Rubio Vives, lo que le convierte en el mejor jugador español de la historia en su posición de base y uno de los pocos europeos en su puesto (como leyendas como Dejan Bodiroga o Drazen Petrovic) en conseguir dicho galardón.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Ricky Rubio (@ruuufio) el

Un niño prodigio que siempre dio muestras de su gran potencial

El que fuera niño prodigio, debutante con 15 años en la ACB máxima categoría del baloncesto español,  ya avisó de su potencial el año pasado cuando su equipo los Utah Jazz eliminó a los Oklahoma City Thunder , uno de los principales al título en la NBA , con una actuación sobresaliente de Ricky en el tercer partido de la serie en donde anotó 28 puntos frente a uno de los mejores jugadores del Mundo como es Russell Westbrook, ansioso por conseguir su primer  y esquivo título NBA.

Curiosamente, el juego de nuestro héroe no siempre ha alcanzado un clamor unánime, hasta que ha llegado este campeonato en el que ha superado récords de anotación partido a partido y has sido junto a Marc Gasol el principal artífice del triunfo de el oro en el Mundial de 2019, compitiendo contra  bases tan buenos como Kemba Walker, Patty Mills, Campazzo, etc. Ahora ya no hay duda para nadie de que Ricky es un número uno.

Ricky Rubio juega como profesional en la NBA con los Phoenix Suns (Fotos: @ruuufio Instagram)

Una historia de superación

Alcanzar la cumbre no ha sido un camino de rosas para el jugador de El Masnou, si bien los directivos americanos muy pronto se fijaron en su potencial y le colocaron en los primeros puestos del draft –fue 5º por delante incluso del  mejor tirador de la Historia de la NBA y campeón por partida doble,  Stephen Curry-  pasó por las lógicas y difíciles fases de adaptación en un entorno muy competitivo contra jugadores de un físico tremendo. El talento y la genialidad de Ricky muchas veces superó estas vicisitudes, pero surgió algún bache en su juego como una preocupante bajada en el acierto de su tiro exterior, ahora ya corregida.

En lo personal Ricky también sufrió un batacazo al perder a su madre por un cáncer hace tres años. Desde entonces ha sido un embajador en la lucha contra dicha enfermedad y su fundación es un ejemplo de entrega y colaboración para una tan noble y necesaria causa como es la mejora de la calidad de vida de los enfermos de cáncer.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

… gràcies per guiar-me, t’estimo mama 🌹 #TRRF

Una publicación compartida de Ricky Rubio (@ruuufio) el

Solidarios y ejemplares

Junto con Víctor Claver, internacional español con muy destacado papel en el Mundial de China, Ricky Rubio acaba de  inaugurar una sala en el Hostital Universitario Deseux de Barcelona que lleva el nombre de Espacio Javier Claver, en honor al padre de Víctor que también, por desgracia, falleció hace unos años víctima de la enfermedad.  “Es un sueño hecho realidad, mucho más grande que ganar una Copa del Mundo”, afirmó Ricky Rubio en la reciente inauguración.

Nuestros jugadores no solo tienen un gran talento en la cancha sino que, como vemos, están implicados en causas justas como el caso de Ricky y Claver. A Marc Gasol, incluido en el mejor quinteto del Mundial,  le hemos visto implicarse en la ayuda a los refugiados y embarcarse, en su tiempo libre en el Open Arms. Junto con su hermano Pau dirigen una campaña para prevenir y luchar contra la obesidad infantil y el propio Pau es embajador de Unicef y ha recibido ya un título como jugador más solidario de la NBA. Un verdadero lujo el que que tenemos en España, con este equipazo dentro y fuera de la cancha. Disfrutémoslo.

*Foto principal: Federación Española de Baloncesto FEB.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies