Los hoteles madrileños se convierten en hospitales por el coronavirus

Kike Sarasola y Abel Matutes ofrecen a la Comunidad de Madrid varios de sus hoteles para asistir a los enfermos menos graves de coronavirus.

Juan Cabal. 13/03/2020

Ante el avance del coronavirus, los responsables sanitarios de la Comunidad de Madrid han comenzado a solicitar ayuda al sector privado. Y la respuesta ha sido inmediata. Ante la posibilidad de necesitar urgentemente espacios donde tratar los casos menos graves de coronavirus y que no se colapsen los hospitales, los hoteles se han convertido en Madrid en espacios más que recomendables. Tanto Kike Sarasola como Abel Matutes ofrecido sus establecimientos al igual que El Corte Inglés y Palladium Hotel Group, dueños de Ayre Hoteles.

Sarasola comentaba casi al momento de escuchar el llamamiento del consejero de Sanidad Enrique Ruiz Escudero que ponía «a disposición dos de mis hoteles de Madrid para atender a todos los casos que sean necesarios ante esta crisis sanitaria». 

Sarasola y Matutes responden a la crisis del coronavirus

A principios de semana, cuando la emergencia sanitaria obligó a tomar medidas más severas en Madrid, la cadena de Sarasola, Room Mate, anunció el cierre en la capital de tres de sus seis hoteles. Están cerrados el Room Mate Mario, Room Mate Laura y Room Mate Macarena. Operan con normalidad el Room Mate Alba, Room Mate Óscar y Room Mate Alicia.

La respuesta de otro joven hotelero, Abel Matutes, no se hizo esperar. El presidente del hotel Palladium Hotel Group ofrece el establecimiento que posee el grupo junto a uno de los hospitales más importantes de Madrid.

Por su parte, el Ayre Gran Hotel Colón propiedad de El Corte Inglés y Palladium Hotel Group se ha considerado una «excelente opción» por su ubicación, para servir de apoyo al hospital Gregorio Marañón madrileño. La compañía ha puesto el hotel a disposición de la Comunidad de Madrid y en concreto sus 361 habitaciones. Ambos socios han explicado que solo han hecho lo que consideran «su responsabilidad».

La Comunidad de Madrid ya ha anunciado que aprovechará este tipo de espacios, así como residencias o pabellones deportivos. En ellos se establecerán lugares medicalizados donde tratar los casos menos graves. De este modo se reservarán al menos mil plazas hospitalarias para los enfermos de coronavirus que necesiten cuidados intensivos.

Relacionados

Últimas noticias

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies