Bebidas

Fever-Tree, la marca premium de tónica que quiere más

Hablamos con Tim Warrilow, creador de Fever-Tree, una de las tónicas premium más selectas del mercado.

Laura Martín. 16/07/2020

No hay tarde que se precie sin su gintonic, y no hay gintonic de calidad sin su Fever-Tree. Un mixer que se ha convertido en objeto de culto y que va más allá de la ginebra, la vodka y el whisky son sus grandes retos, y trabajan para ello.

Porque la tónica Fever-Tree, aquella idea loca que nació en el 2003, se hizo realidad en el año 2005 gracias a Tim Warrilow, con quien charlamos para The Luxonomist. Es un emprendedor que busca la excelencia. Y la ha conseguido. Su empresa cotiza en la bolsa de Londres con una valoración bursátil que supera los 2.300 millones de euros, factura 260 unos 300 millones de euros, cuenta con 175 trabajadores y han vendido 500 millones de botellas y latas en 78 países.

Tim Warrilow es un emprendedor que busca la excelencia (Foto: Fever-Tree)

Una empresa con responsabilidad social

Y, además, cuenta con un programa de responsabilidad social corporativa que va más allá de la simple enunciación de buenos proyectos. Se han volcado en la lucha contra la malaria gracias al proyecto Malaria no more. Al ser la quinina el componente principal, el mismo activo que los antipalúdicos, la unión estaba clara. Llevan 7 años intentando combatir esta enfermedad que arrasa regiones en todo el mundo.

Pero, ¿realmente el boom ha sido tal? «Sí, no hay más que ver no sólo el éxito de la ginebra hoy en día. Lleva años siendo la bebida más consumida en los bares de copas (ha llegado a facturar más de 4 billones de euros al año), y cómo el mixer, la tercera parte de nuestra bebida, se ha convertido en la clave. Y es que ahí está la excelencia. Si casi toda tu bebida va a ser la mezcla, ¿por qué no elegir lo mejor?», nos dice Tim Warrilow.

Tim Warrilow, fundador de la marca (Foto: Fever-Tree)

Fever-Tree convence a los clientes sofisticados

Hoy en día, además, las bebidas sin alcohol empiezan a ganar terreno. No sólo entre los mayores, sino también entre los jóvenes. Ya sea por enfermedades, dietas, ser el conductor de la noche, embarazos, lactancia, o por una declaración tan sencilla como no querer beber alcohol, las bebidas se han tenido que modernizar más allá del zumo y el refresco. Con lo que se ha abierto un mar de posibilidades que en Fever-Tree han entendido a la perfección.

«Hoy en día el consumidor busca más calidad, y en Fever-Tree queremos invertir en esa innovación. Las experiencias no alcohólicas están siendo muy promocionadas por todas las marcas, y, por otro, lado, es un mercado que crece cada día y es más sofisticado, con más calidad», dice Tim Warrilow. Una tendencia que nos abre el abanico a beber casi de todo, a una calidad nunca pensada, y sin que nadie te pregunte por qué no te tomas una copa. Sí, te la tomas, de calidad, de moda, y de marca premium.

Las marcas de bebidas de lujo han encontrado en la tónica su mejor acompañante (Foto: Fever-Tree)

Fever-Tree se define por ingredientes de calidad

«El mercado de los mixer de lujo no es solo para las ginebras, también para las empresas de whisky, uno de los retos del sector. Las marcas se han dado cuenta de la importancia de un producto de calidad para acompañar», afirma Tim Warrilow. Y si bien la sinergia con las tónicas está siendo más lenta de lo esperado, parece que las firmas de lujo están encontrando en los mixer premium el mejor acompañante para sus whiskys. Años cuidando un producto único para que lo mezcles mal. Había que ponerle remedio.

Hablamos de cócteles de autor, de temporada… y Warrilow nos sitúa en lo que importa, el producto: «Lo importante son los ingredientes, pero es verdad que la generación más joven busca las tendencias, el momento». Ellos, sin embargo, tienen claro que es la innovación diaria de sus ingredientes la base de su éxito. Cuando le preguntamos a Tim por esa combinación para una primera cita, de las que tantas tenemos este verano con familia, amigos, parejas… no duda, «un gintonic fantástico es siempre una combinación perfecta. El whisky también, pero un gintonic sería maravilloso para una primera cita».

Fever-Tree tiene más de veinte mercados abiertos (Foto: Fever-Tree)

Innovación presente en el desarrollo futuro

Sobre las novedades para el mercado en los próximos meses, «tenemos nuevos productos y varios llegarán al mercado español, nos vamos a centrar en algunos para el whisky y otros para el sector del vodka. La idea es innovar, buscar ingredientes del mercado español», una manera de conseguir ese toque único que hace que el consumidor se decante por una Fever-Tree.

Tim Warrilow asegura al ser preguntado sobre qué mercado ha sido el más receptivo a sus tónicas premium que «el mercado más grande es Reino Unido, España ha sido de los más rápidos, Bélgica nos ha sorprendido por su crecimiento. La verdad es que tenemos muchos mercados abiertos, una veintena; Estados Unidos es un punto de referencia también». Y al respecto de cómo le gustaría que fuera recordada su marca, Warrilow duda unos segundos, y afirma que «como la marca con los mejores ingredientes de calidad, más que ninguna otra. Es nuestro focus, la calidad», y no podemos estar más de acuerdo.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies