¿Sabes lo que tu bolso dice de ti?

La historia del bolso es también la de la evolución del rol social de la mujer y con él mostramos algo de nuestra personalidad.

Ana Villarrubia. 02/06/2016

Vanguardista pero a la vez necesariamente útil, la moda no tiene más remedio que evolucionar con el tiempo y adaptarse a nuestras necesidades. Y, joyas al margen, en el escaparate de los accesorios femeninos de moda, el bolso es el rey. Aunque convive con otros muchos -entre los que destacan pañuelos, gafas y relojes-, ostenta un trono solo disputado por los zapatos y el mítico fetiche que llevan asociado. Por eso, si la moda se ha ido transformando a lo largo de los años, el bolso también.

Bolso 1
Bolso del siglo XVII (Foto: MET)

Desde el bolso entendido como monedero del siglo XVIII (que podía colgar incluso del dedo gracias a una pequeña cadena metálica) hasta el actual en el que llevamos la casa a cuestas y hasta libros o tabletas electrónicas, la moda los ha ido destacando de todos los colores, tamaños y materiales. De metal, de tela y abalorios, de carey, de marfil, de plástico o más recientemente de distintas pieles más o menos nobles, el bolso ya no es mero neceser o portador de artículos de maquillaje. Se ha convertido en una pieza fundamental del estilismo, emblema de feminidad que el propio Freud consideró símbolo de la sexualidad y auténtico objeto de deseo desde que en los años 50 las grandes boutiques francesas empezaran a diseñar su icónicos modelos.

Bolso 2
Chanel incorpora el asa larga en sus bolsos en la década de los 50

Eso sí, moda siempre al servicio de las necesidades de la mujer en un contexto histórico siempre convulso para nosotras. No en vano, Chanel creaba el asa larga a principios de los años 50 del pasado siglo más por pragmatismo que por estética, para que pudiéramos llevarlo con comodidad a todas partes. El bolso de fiesta o el clutch se le quedaba corto a una mujer que no era florero y que cada día cobraba más protagonismo en la sociedad.

Bolso 3
Jane Birkin / Ashley Olsen con un modelo Birkin de Hermès

Y cuentan también que del encuentro en un avión entre la actriz británica Jane Birkin y el francés Jean Louis-Dumas, presidente de la firma Hermès, entre 1978 y 2006, nació el icónico modelo homónimo que pretendía dar solución a una mujer de vida ajetreada que reclamaba un bolso diseñado para albergar mucho espacio y que su contenido no se cayera o desperdigara con facilidad.

Bolso 4
El mítico bolso modelo Kelly de Hermès, de 1956

El contexto histórico marca su desarrollo, pero no determina la elección de este accesorio. Al final es cada mujer la que, en última instancia, elige el que más se adecúa a sus gustos y necesidades. Por desgracia también a sus posibilidades, porque igual que ocurre con otros accesorios de moda, en el bolso hay mucho de social. Y por su enorme significado, alrededor del bolso se ha creado toda una pseudociencia especializada que se interesa por la teórica psicología que se esconde detrás de cada mujer, y su bolso.

Bolso 5
Los bolsos de Irina Shayk y Jessica Alba

En el año 1945 la periodista Anita Daniel publicaba en The New York Times un artículo a este respecto que no pasó desapercibido y que, décadas después, sigue creando escuela. En Bagology (algo así como ‘La ciencia del bolso’ o la ‘Bolsología’) Daniel disertaba sobre la evaluación de la personalidad de la mujer a través de la forma en la que porta su bolso o la elección del mismo. Y reflejaba allí las opiniones informadas de más de un experto en Psicología que con el que se había documentado. Sus conclusiones bien pueden titularse bajo el epígrafe ‘Dime qué bolso escoges y cómo lo llevas, y te diré quien eres’.

Bolso 6
Las mochilas son un signo de mujer práctica y genuina
  • La mujer que lleva mochila es práctica y genuina, está siempre preparada para lo que le pueda surgir y no le importa lo que el resto del mundo piense de ella.
  • La mujer que lleva un clutch es una mujer segura de sí misma. No necesita llevar toda su vida a cuestas y no le da miedo pedirle a un acompañante que le lleve todo lo que no quepa en su pequeño bolso de mano.
  • La mujer que lleva un maxi bolso es una mujer todoterreno. El ovsersized fue precisamente el tipo de bolso con el que Eleanor Roosvelt evidenció que el de Primera Dama era un auténtico trabajo a tiempo completo, y es hoy también símbolo de una mujer trabajadora. Simboliza a una mujer ocupada pero práctica y precavida. Se dice también que tienden a ser mujeres amantes de la diversión, amables y de trato agradable.
Bolso 7
Los bolsos de lentejuelas son los elegidos por las mujeres a las que les gusta ser el centro de atención.
  • Según esta teoría los bolsos de telad adornados con florituras o abalorios son de los que más hablan acerca de la personalidad de quien los lleva.
  • Si son bolsos sencillos y teñidos con colores neutros representan a una mujer amigable, amable y cercana.
  • El bolso de punto hablaría de una mujer que transmite calidez y dotes artísticas. El que incorpora piezas de metal denotaría a una mujer con rasgos de rebeldía e inconformismo.
  • Y los bolsos que destellan por sus lentejuelas serían los elegidos por las mujeres a las que les gusta ser el centro de atención.
Bolso 8
Si llevas el bolso pegadito bajo el brazo reflejas clase y sofisticación

Y, ¿qué hay de la forma de llevarlo? Quien lo lleva bien pegadito bajo el brazo reflejaría clase y sofisticación, la mujer que lo posa en su antebrazo bien firme sugiere algo de arrogancia o superioridad; la que lo agarra fuerte en su mano denota determinación y decisión y, quien lo hace en bandolera, dice de sí misma que tiene un gran sentido práctico y bastante pudor.

¿Qué te parece? ¿Te has sentido identificada? Si el bolso que eliges o la forma en la que lo llevas no dicen gran cosa de ti entonces solo nos queda fijarnos en su contenido: lo que una mujer lleva en su bolso sí refleja mucho de sí misma y de su estilo de vida. ¿Tu bolso no es acaso uno de los rincones más íntimos y privados de tu vida?

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Versión Escritorio DONOTCACHEPAGE