Cuidados para una sonrisa de escándalo

Después del verano tus dientes pueden haber sufrido daños. Te damos las claves para recuperar la salud bucodental

Icono de fecha 13 Sep 2017 Icono de autor Manu Granado Amor
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • RSS

El verano rompe totalmente con nuestra rutina. Disfrutamos de alimentos que no comemos habitualmente y, en muchas ocasiones, no prestamos tanta atención a rutinas que, quizás, nos pasen factura. Una de ellas es la que afecta a nuestra salud bucodental, de la que pasamos examen en septiembre. La doctora Daniela Carranza, codirectora del centro Instituto Profesor Sada y Dory Sánchez, directora general de Clínica Rosales, nos da las claves para presumir de una sonrisa bien cuidada durante todo el año. Toma nota:

Es importante vigilar la salud bucodental después del verano
  • Ojo con las noches de reencuentro con amigos donde nos ponemos al día de las vacaciones incrementan el consumo exagerado de tabaco, alcoholes destilados y en general, tóxicos. Todos ellos afectan a la salud de nuestra boca favoreciendo el desarrollo de enfermedades dentarias y de encías.
  • Deshacer maletas, volver al trabajo y adaptarnos a la rutina son cosas que hacen que nos sintamos nerviosos y estresados. Con el tiempo, todos esos hábitos acaban por ocasionar lesiones que afectan tanto a los dientes como a la articulación de la bocaasí que ¡[email protected]! tu boca te lo agradecerá.
El estrés puede provocar daños en los dientes y en la mandíbula
  • Auto-explórate la boca cada semana. Cualquier lesión o herida que pueda aparecer, debe ser tratada lo antes posible para evitar que desemboque en problemas más serios y soluciones más costosas.
  • Si las comidas de trabajo son muy normales en tu día a día, no olvides meter un cepillo en tu bolso y limpiarte correctamente. Hay que evitar que los restos de comida queden entre los dientes así que si te saltas algún cepillado, no olvides utilizar una ayuda extra, puedes enjuagarte con el colutorio (aunque no sustituye al cepillado).
Es vital lavarse los dientes después de cada comida
  • Si te has realizado un blanqueamiento es aconsejable realizar un refuerzo después de las vacaciones, aprovechando esta cita para saber en qué estado se encuentra tu boca y poder marcharte tranquila y sin preocupaciones.
  • La visita al dentista a la vuelta del verano es muy recomendable. Debemos insistir en las visitas para mantener una buena higiene dental, para revisar el blanqueamiento y, en general, para prevenir enfermedades bucales.

Prada pide tiempo
Consejos básicos para conseguir ser un 'gentleman'