El Teatro Mariinsky, una visita obligada

El Mariinsky de San Petersburgo es uno de los escenarios más importantes del mundo tanto en ballet como en ópera y es una visita ineludible (y asequible) si se viaja a Rusia.

Icono de fecha 05 Ene 2018 Icono de autor Abel Amón
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Linkedin
  • RSS

El teatro debe su nombre a María Aleksándrovna, esposa del zar Alejandro II de Rusia, y fue construido entre 1859 y 1860 por el arquitecto Alberto Cavos. Durante la era soviética se conoció con el nombre de Teatro Kírov en honor al político soviético Serguéi Kírov, recuperando su nombre original en 1992, tras la caída de la URSS.

Escenario de importantes directores, música y bailarines como Vaslav Nijinsky, a este teatro están ligados los mejores logros del arte ruso de ópera y ballet. Su compañía de esta última disciplina durante varios años fue dirigida por Marius Petipa (1818-1910), que creó la coreografía para más de 60 obras. En este escenario actuaron destacados artistas como los cantantes Fiódor Chaliapin y Leonid Sóbinov, o en ballet Anna Pávlova, Tamara Karsávina, Rudolf Nuréyev, Mijaíl Barýshnikov, entre otros.

Valery Gergeiv es la gran figura de la música en Rusia

Valery Gergeiv, impulsor de la música en Rusia
En estos momentos cuenta con una formidable orquesta, al frente de la cual está uno de los mejores directores mundiales del momento, Valery Gergiev. Este destacadísimo músico, nacido en Osetia del Norte, región sureña rusa, es el principal responsable de la formidable expansión que ha tenido el Mariinsky en los últimos años. Se han añadido una gran sala de conciertos, muy elegante y con capacidad para más de dos mil espectadores, adyacente al edificio principal del Teatro, otra sala de ópera y ballet inaugurada en 2012, y una filial en la ciudad de Vladivostok, en el lejano este ruso lo que  hace que la programación sea numerosa y brillante a la vez que asequible.

Recientemente acudí a la representación de La Novia del Zar, ópera de de Nikolai Rimsky-Korsakov, en versión concierto, con Gergiev a la batuta y con sus figuras más destacadas del teatro como Olga Borodina o la increíble soprano Albina Shamiguratova

El teatro tradicional posee además otra sala de conciertos con capacidad para mil personas

Pude disfrutar de la comodidad (asientos realmente amplios, lo cual es de agradecer cuando se mide más de dos metros, como es mi caso), una localidad situada cerca de la orquesta me costó algo menos de 30 euros, lo cual hace que mucha gente pueda acceder a los espectáculos y se vea un público variopinto con mucha gente joven que goza de descuentos adicionales. 

Más allá del prestigio internacional del que recibe Valery Gergiev, para entender la importancia de su figura en Rusia basta con indicar que  fue uno de los tres  privilegiados no-deportistas que portaron la Bandera Olímpica en la inauguración de los Juegos Olímpicos de 2014, en Sochi. Compartieron tal honor, Valentina Tereshkova la primera mujer cosmonauta de la Historia, Nikita Mikhalkov, director de cine poseedor del Oscar, junto con cinco figuras históricas del deporte ruso.

El coste de los Juegos de Sochi ha generado gran polémica

El coste de los Juegos de Sochi ha sido objeto de gran polémica al conocerse quintuplicado su presupuesto inicial (se han barajado cifras de más de 50 mil millones de euros). En el plano cultural, ,aunque reitero que la labor de la institución del Mariinsky está siendo fundamental para la promoción de la música en Rusia, las obras de sus proyectos arquitectónicos también han resultado ciertamente costosas.

Injerencia política
A parte de ser un hombre clave en la vida cultural rusa, Valery Gergiev y su relación muy cercana con Vladimir Putin le ha hecho aparecer en titulares más allá del asunto cultural. Por ejemplo, fue muy polémica una actuación en Siria en la que dirigió el pasado año a la  Orquesta del Mariinsky en las ruinas del Palmira como homenaje a las fuerzas rusas que colaboran con el dictador sirio Al Assad. Además uno de los participantes en dicho concierto fue el violoncelista Sergei Roldugin, íntimo amigo de Putin y que pocas semanas antes había aparecido en la investigación de los llamados Papeles de Panamá.

La relación de Valery Gergiev con Vladimir Putin le ha generado importantes críticas

En 2008, Gergiev interpretó una sinfonía en Tskhinvali, la capital de Osetia del Sur en Georgia, una semana después de la invasión rusa, en la que elogió al ejército ruso. También se ha mostrado abiertamente favorable a la ilegal anexión rusa de Crimea. A parte de estas consideraciones, lo que es indudable es la capacidad artística de Valery Gergiev y su denodado esfuerzo por hacer de San Petersburgo una ciudad clave en la lírica mundial.

Si visitan la ciudad, cosa que es altamente recomendable, acudan a alguna de sus diarias representaciones. Eso sí, adquieran las locadlidades directamente en el teatro o en las múltiples “cajas teatrales” que hay por toda la ciudad y no lo hagan a través de intermediarios que seguro que les cargarán una excesiva comisión.

Guido Gutiérrez
Jorge Blass magia
Olga a
Moda
Elena Sacchetti: "Un diseño único es elegante, simple y super chic"
El capricho de 4 millones de Antonio Banderas