Belleza

Sonreír mostrando menos encía es fácil e indoloro

La sonrisa gingival es más común de lo que pensamos pero tiene una solución fácil e indolora para que sonrías sin parar.

Marisa Nufrio. 11/05/2016

Cada vez son más las personas que acuden a las consultas odontológicas preocupadas y acomplejadas por tener lo que se denomina una sonrisa gingival. Esto ocurre cuando la cantidad de encía que muestran al sonreír es excesiva. La línea de la sonrisa óptima debería revelar la menor cantidad de encía posible, mostrándose de manera equilibrada y en harmonía respecto el labio superior.

Jennifer Garner, una de las famosas que ha dicho adiós a la sonrisa gingival
Jennifer Garner, una de las famosas que ha dicho adiós a la sonrisa gingival

Existen en este sentido tres tipos de sonrisa: sonrisa baja, donde el labio inferior expone no más del 75% de los dientes superior; sonrisa media, el movimiento labial revela entre un 75% y un 10% de los dientes superiores; y sonrisa alta o gingival, la que nos ocupa, donde se exponen completamente los dientes superiores y se observa más de 3 mm de encía. En casos severos, puede aumentar el riesgo de enfermedad periodontal, sin embargo, el principal problema que sufren estos pacientes suele ser estético. En muchas ocasiones, las personas que tienen una sonrisa gingival no se sienten cómodas consigo mismas, tratan de sonreír menos u ocultarla, sufriendo pérdida de autoestima, falta de seguridad, complejos…

¡Sonríe sin complejos!
¡Sonríe sin complejos!

La sonrisa gingival puede deberse a varias causas, como unos dientes cortos debido a que una vez erupcionados, la encía no se retrae y tapa parte de la corona del diente; dientes superiores sobrerupcionados por falta de contacto con los dientes inferiores, hablamos de las llamadas sobremordidas o mordidas profundas; un maxilar superior prominente; o un labio superior corto o con mucha movilidad, de manera que al sonreír se desplaza excesivamente hacia arriba.

Olvídate del dolor para lucir unos dientes perfectos
Olvídate del dolor para lucir unos dientes perfectos

Se trata de una patología relativamente común, alrededor del 27% de la población la sufre. No obstante, gracias a las últimas técnicas y avances en odontología, no suele tratarse de un problema grave. Las soluciones óptimas varían en función de las causas, aunque una de las más comunes es la gingivectomía, una cirugía local en la zona para remodelar los márgenes gingivales y crear una sonrisa más armónica y equilibrada, simétrica y bonita.

Tener una sonrisa perfecta ahora es más fácil e indoloro
Tener una sonrisa perfecta ahora es más fácil e indoloro

Con esta sencilla intervención es posible reducir la bolsa periodontal, es decir, el espacio que se forma entre la encía y el diente. Esta técnica también puede ir acompañada de otros tratamientos como las carillas de porcelana o el alargamiento coronario. Se trata de un procedimiento simple e indoloro, llevado a cabo únicamente con anestesia local y con resultados son visibles de manera inmediata. Si sufres sonrisa gingival, no te preocupes. Acude a tu dentista de confianza para que puedan valorar tu caso y establecer el tratamiento acorde. ¡No permitas que nada se interponga en tu sonrisa!

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies