EducaciónTheLux

Las nuevas series para adolescentes que tus hijos desean ver

Las series adolescentes encantan a los adolescentes porque, dado que los padres “no tienen ni idea”,  buscan sentirse identificados y encontrar otras figuras capaces de representar alguno de los conflictos por los que ellos están pasando.

Patricia Peyró. 06/11/2018

Hace ya del orden de 30 años de la primera emisión de Beverly Hills 90210.  De ella podemos decir que fue la primera de las ‘series de instituto’ y que cautivó a los entonces adolescentes. Hay un antes y un después de Sensación de Vivir, desde entonces ha habido muchas otras series, con mayor o menor éxito, pero sin duda sirvió de precedente para nuevas hornadas de culebrón y drama adolescentes. En la actualidad son varias las series que merecen nuestra atención por la repercusión o la influencia que puedan tener en los jóvenes.

Gracias a plataformas como Netflix, ya no hay que esperar para ver lo que pasa, y nos podemos ver una serie entera en dos o tres sentadas. Esto es bueno y malo, porque el acceso es libre no sólo para los padres, sino también para niños y adolescentes -salvando el filtro de la edad, el cual hay que configurar expresamente-.  Y no todo lo que sale en Netflix ha de ser, lógicamente, una buena influencia. Por esta razón los padres debemos estar al corriente de las series que les pueden llamar la atención a ellos o que se pueden poner de moda, para decidir si son o no adecuadas para su edad y momento evolutivo. Si no nos damos cuenta, nuestros hijos son capaces de verse la serie entera sin que nos enteremos y antes de que digamos “esta boca es mía”.

‘Al salir de clase’ fue la primera serie española de instituto, con Elsa Pataky, Pilar López de Ayala, Marian Aguilera o Lucía Jiménez, entre otros

Al salir de clase, la primera versión española

La imitación española de Beverly Hills fue ‘Al salir de clase’, hoy considerada también una serie de culto por tener un buen hervidero de incipientes actores, muchos de los cuales triunfarían posteriormente y que han llegado, si no a la cima, al reconocimiento unánime de su trabajo. En el elenco se encontraba una jovencísima y por entonces estudiante de periodismo Elsa Pataky, además de otros nombres propios como el nuevo galán español, Rodolfo Sancho, o el mismísimo Miguel Ángel Silvestre cuando todavía era un niño.

El éxito del drama adolescente

Las series adolescentes encantan a los adolescentes porque, dado que los padres “no tienen ni idea”,  buscan sentirse identificados y encontrar otras figuras capaces de representar alguno de los conflictos por los que ellos están pasando.  Conflictos que, en no pocos casos, suponen un gran sufrimiento para el que ya no es un niño pero tampoco es un adulto, y que además es incapaz de mantener una buena comunicación con sus progenitores.

Entre los problemas que atormentan a los adolescentes destacan los de índole sexual acerca de las tendencias sexuales pero también otros como el liderazgo o la falta de éste, los abusos, la falta de autoestima, el acoso escolar y el ciberacoso, las autolesiones y los trastornos de alimentación. Sin duda los adolescentes tienen grandes temas de preocupación en la cabeza y las series actuales los representan cada vez con menos filtros y mayor crudeza, imaginamos que por una cuestión de audiencia.

Éstas son algunas de las series actuales de temática adolescente que se desarrollan en el contexto escolar y que los niños están deseando ver.

‘Por 13 razones’ se ha criticado por hacer una apología del suicidio

Por 13 razones

Una serie que va ya por su segunda temporada y que cuenta, con bastantes detalles, un caso de suicidio juvenil.  Nada más estrenarse, Por 13 razones (en inglés 13 Reasons Why) se convirtió en una serie de culto para los adolescentes, y las críticas no se hicieron esperar. Los expertos coincidieron en que ejercía una influencia muy negativa en los niños, además de peligrosa, al representar el suicidio como una salida.

Este mensaje fue tomado en cuenta por los productores, que en su segunda temporada lo primero que hacen es una introducción de los actores protagonistas hablando del suicidio y explicando que nunca es una salida, además de dando opciones y recursos donde los niños pueden pedir ayuda en caso de ideación sobre quitarse la vida.  En todo caso, la temática adolescente es de lo más variada: siendo protagonista el acoso escolar en la primera temporada, en la segunda la serie da un giro hacia el abuso sexual.

‘Insaciable’ refleja una imagen de hipersexualización frecuente en niñas cada vez más jóvenes

Insaciable

Esta serie americana fue muy duramente criticada desde su estreno. Se trata de una comedia sobre una venganza adolescente de una niña gordita, pasto de las burlas de sus compañeros, que posteriormente pierde peso y se convierte en una joven de impresionante atractivo, hasta el punto de iniciarse en el mundo de los certámenes de belleza.  ‘Insaciable’ se ha juzgado duramente por frivolizar con el tema de la imagen, minimizando los riesgos que el culto por la delgadez presenta en muchas niñas, y que deriva posteriormente en afecciones tan graves como la anorexia o la bulimia.

En este sentido, se ha criticado por fomentar los trastornos de alimentación y la sensación de vergüenza por no acogerse a los exigentes cánones de belleza imperantes en la sociedad y tan difíciles de alcanzar para casi todas las niñas. A la hora de la verdad la cosa no parece para tanto y la serie resulta un tanto disparatada en el sentido cómico de la palabra. La serie toca también otros temas, eso sí, como la tendencia a la hipersexualización de las niñas, el valor de la amistad o el papel de la figura del mejor amigo.

‘Merlí’ ha cosechado un gran éxito internacional por la originalidad de su puesta en escena y del carácter de su protagonista

Merlí

La serie de origen catalán Merlí, estrenada a finales del 2015, cosechó desde el principio muy buenas críticas, convirtiéndose cada episodio en un gran éxito de audiencia que la ha llevado a su emisión internacional en Netflix.  El escenario tiene lugar en un instituto en el que Merlí es un atípico profesor de filosofía que consigue, a base de doctrinas en humanidades, ejercer una enorme influencia en sus alumnos.  Y lo hace un poco al estilo de ‘El club de los poetas muertos’, con la diferencia de que él viene a ser un antihéroe con múltiples problemas propios.

Estructurada en tres temporadas, cada episodio tiene el nombre y temática de un filósofo. El profesor se las ingenia para aplicar los planteamientos de cada pensador a diferentes temáticas protagonistas en la vida de los adolescentes. Así, en Merlí se abarcan asuntos muy variados: desde las fobias hasta las dinámicas familiares desestructuradas, la masturbación o los problemas de identidad sexual.  Y entre conflicto y conflicto, en la trama hay también cabida para reflejar las dificultades de los propios adultos, sumidos en rencillas, dinámicas de competitividad, celos o problemas familiares.

‘Élite’ muestra a unos adolescentes demasiado resabiados a nivel sexual y con una violencia inusual hacia su propia familia

Élite

El supuesto morbo de la alta sociedad española dentro de una trama bastante sórdida son el eje motor de Élite. De esta serie ya se percibe a simple vista que está confeccionada para conseguir el clamor de la audiencia, al contar con varios actores de moda presentes en ‘La casa de papel’, una producción española con un éxito internacional sin precedentes. Élite tiene lugar en un “colegio bien”, presumiblemene ubicado en algún barrio privilegiado de Madrid, en el que los alumnos ven alterada su tranquila existencia por la llegada de varios alumnos becados y de “clase baja”, origen de toda la crisis que sucede a continuación.

Uno de los temas principales de la serie está, pues, en las diferencias de clase y concretamente en asuntos como el clasismo y el racismo, fruto de la integración de inmigrantes en nuestro país.  La serie está plagada de estereotipos en este sentido, sobre todo a la hora de vincular la delincuencia a las clases menos favorecidas. Otros temas recurrentes son los conflictos de identidad sexual, como viene siendo habitual en las series. En cualquier caso en esta, en concreto, hay una hipersexualización en toda la trama que la hace poco verosímil. La producción refleja el habitual conflicto existente entre padres e hijos adolescentes, aunque, nuevamente, de forma poco natural y nada creíble. Siendo una serie entretenida y fácil de ver para un adulto, es del todo desaconsejada para niños.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies