La maravillosa difusión de una infidelidad

'Chupitos y Chicles' son los nombres que una usuaria de Twitter dio a unas mujeres dispuestas a cruzar el océano para pillar a sus maridos infieles.

Sandra Barneda. 13/11/2017

¿Qué harías si descubres que tu pareja te es infiel? Esta pregunta podría ser el titular de una revista que te propone un test o consejos sobre cómo descubrir una infidelidad o cómo reaccionar ante ella. El hecho que todos sabemos es que la infidelidad es tan antigua como la pareja y que España encabeza la lista de infieles de Europa. Por si fuera poco y para ir rompiendo estereotipos, el negocio se ha asentado en esta frecuente actividad.

En nuestro país, existen más de 25 portales dedicados exclusivamente a ser infiel y se calcula que existen más de 500.000 usuarios registrados. Para ‘compensar’ al otro lado, las contramedidas para pillar al infiel existen: apps de seguimiento o incluso algunas destinadas a la copia de los Whatsapp de la pareja. Todas ellas, por supuesto, torpedeando la privacidad y la intimidad. Algo que para mí es inquebrantable, seas o no infiel.

Existen aplicaciones y modos de espiar la mensajería instantánea de tu pareja

Pero siguiendo con la pregunta e Internet, esta semana he leído dos reacciones que me han dejado helada y al mismo tiempo me han sacado más de una sonrisa, volviéndome a mostrar que la realidad siempre supera la ficción. Una mujer descubre en pleno vuelo destino Bali que su marido le es infiel y obliga a un aterrizaje de emergencia. Aprovecha que se había dormido y con su huella digital espía su teléfono y descubre que la engaña. La reacción es de tal ataque de rabia que comienza a golpearlo sin que la tripulación pueda calmarla. La compañía Qatar Airways decide aterrizar y dejarlos en India. Lo que parecían unas idílicas vacaciones, se convierte en una pesadilla en el cielo.

Sin dejar los aeropuertos ni las redes, la segunda historia es la del testigo oculto presencial que narra a través de Twitter, al puro estilo voyeur, la conversación que mantienen dos mujeres en la cafetería del un aeropuerto esperando su vuelo con destino a Chicago. La excelente narradora es @BJColangelo, que consigue que su narración se haga viral desde el primer tweet: “Hay dos mujeres cerca de mí en el bar que van a cruzar el país para pillar a sus maridos. Ellas creen que se acuestan juntos”. A lo largo de una decena de mensajes va revelando su descubrimiento con humor y sorpresa.

‘Chupito’ y ‘Chicles’ captaron la atención de Twitter desde el primer mensaje

Las dos mujeres, ‘Chupito’ y ‘Chicles’, como ella las bautiza por la ingesta excesiva de cada una de ellas respectivamente, no se conocían pero sueltan frases propias de la serie -absolutamente recomendable- ‘Grace y Frankie’: “Con suerte ganaré una hermana contigo si pierdo a mi marido”.  La ‘Chicles’ mostrando una enorme bolsa de este producto: “No puedes gritarle a nadie si tienes mal aliento. Mi padre me enseñó eso”.

El hilo de tweets no tiene desperdicio: El novio de mi hija creyó que mi marido era gay. Pensé que era un gilipollas. Creo que solo es un clarividente”. La historia termina con las dos mujeres abandonando la cafetería previo pago de los tropecientos chupitos y un magistral tweet que nos deja con ganas de más: “La de los chupitos: “O nuestros maridos están follando o las dos estamos locas. En cualquier caso, estaremos bien, lo prometo”. ADÓPTAME, SEÑORA”. Fin de la historia. Maravilloso, ¿no?

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Versión móvil DONOTCACHEPAGE