Economía

Los retos del comercio eléctrónico en 2020

Las empresas de comercio electrónico afrontan el inicio de la nueva década con nuevos retos comerciales y el desarrollo de nuevos servicios para seguir creciendo.

Juan Cabal. 02/01/2020

El comercio electrónico afronta 2020 con nuevos retos. Uno es conseguir nuevos clientes y otro, dar un mejor servicio a los fieles seguidores de un sector que no ha parado de crecer en la última década. Para comenzar con buen pie los años veinte de este nuevo siglo, la consultora Absolunet recomienda afrontar un decálogo de retos que marcarán la tendencia positiva de este mercado en los próximos ejercicios. Esta agencia estadounidense lleva realizando este informe desde 2015 y sus pronósticos han sido bastante acertados.

La consultora señala por ejemplo que Amazon se enfrenta a un año complicado, entre otras cosas porque hay marcas premium que han decidido salir de su plataforma y confiar en sus propios canales de venta online o aliarse con otras plataformas. Algunas de esas marcas cuestionan la presencia en Amazon de sus productos por no ser rentable a nivel de imagen.

El comercio electrónico no parará de crecer en 2020

Habrá novedades en el reparto de las compras

Unido a esto y según la consultora, podríamos ver cambios en los servicios de envío dado que los grupos online podrían comenzar a gestionar también los servicios de entrega a domicilio y entrar en el negocio del reparto con sus propias furgonetas.

Este, por tanto, podría sufrir una nueva revolución porque el año que viene será posible ver lugares de entrega refrigerados capaces de gestionar la recepción de pedidos que necesiten frío.

El cliente quiere algo más por sus likes

Inteligencia artificial para un cliente cada vez más exigente

La inteligencia artificial comenzará a colarse en nuestra experiencia dentro de las tiendas físicas. A través de sistemas de reconocimiento facial o balizas de seguimiento se analizarán nuestros gustos o preferencias dentro de los locales, para luego recibir los móviles ofertas segmentadas a nuestras inquietudes comerciales.

Una información para las empresas que a lo mejor deja de ser gratuita. Porque hasta el momento, los usuarios y clientes facilitan información sobre sus gustos o preferencias sin recibir nada o a cambio de servicios de dudosa utilidad. Son muchos los clientes que quieren recibir algo por sus likes y en la próxima década veremos si consiguen monetizar sus gustos.

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies