Protagonistas

Meghan y Harry provocan un ERE en Buckingham

Meghan Markle y el príncipe Harry prescinden de todo el equipo que colaboraba con ellos para gestionar su labor oficial en el Palacio de Buckingham.

Iván Perlado. 14/02/2020

No piensan regresar a Reino Unido. Así de rotunda se muestra la prensa británica al analizar el despido de los quince miembros del equipo que gestionaba los asuntos oficiales de Meghan Markle y el príncipe Harry. La oficina que ambos mantenían en el Palacio de Buckingham ha pasado a ser historia. La noticia del despido fue comunicada a los colaboradores de la pareja por ellos mismos el pasado enero, cuando se aceleraron los acontecimientos sobre su salida como miembros activos de la Familia Real británica.

Si bien alguno de los miembros del equipo se incorporará a otras funciones dentro de palacio, la gran mayoría de ellos se encuentra en este momento gestionando las condiciones de su despido. Todo ello mientras cierran los últimos asuntos de la pareja como miembros oficiales. Fiona Mcilwham ejercía las labores de secretaria privada de la pareja. Es muy posible que quede asignada a otras funciones dentro de Buckingham, dada su formación diplomática y el conocimiento que posee de los asuntos internos de palacio.

El equipo de Meghan Markle y el príncipe Harry han sido los encargados de gestionar todos sus asuntos oficiales (Foto: Gtres)

Un equipo leal y profesional

El futuro es algo más incierto para la jefa de comunicación de los duques de Sussex, Sara Latham. Está muy considerada entre los medios británicos, pero su despido se da por hecho. Latham trabajó para los Obama y fue la asesora principal de campaña de Hillary Clinton.

Llama mucho más la atención el poco apego que la pareja ha demostrado al parecer con algunos miembros de su equipo. Sobre todo porque ellos mismos les trataron con mucho cariño incluso desde antes de que se conociera la relación entre ambos. Es el caso de Clara Loughran, que ejercía como coordinadora de programa del príncipe Harry y que no seguirá ligada a la pareja. Pese a que fue ella la escogida por los novios para entregar a Meghan Markle el ramo de flores en la iglesia el día de su boda.

También se marcha sin más Marnie Gaffney, mano derecha del príncipe Harry desde su época como estudiante en las academias militares. Fue la encargada de organizar sus visitas oficiales en solitario o las más recientes de la pareja a Oceanía y África. Por su labor, la propia reina Isabel II la nombró miembro de la Real Orden Victoriana.

Algunos de ellos colaboraron estrechamente con la pareja en la organización de su boda (Foto: Gtres)

Se sienten defraudados por Meghan y Harry

Cuentan que a pesar de que se trata de un equipo pequeño y que asumen la decisión de la pareja porque quieren lo mejor para ambos, todos ellos se sienten muy dolidos por la pérdida de sus empleos. Porque han realizado su labor de forma leal y brillante. Y porque algunos renunciaron a otros trabajos mejor pagados, seducidos por la idea de que Meghan y Harry suponían un soplo de aire fresco en la Corona y el proyecto que lideraban, ahora diluido como un azucarillo.

Tampoco les ha ayudado mucho al parecer que se conociera que la pareja ha iniciado la contratación de un nuevo equipo profesional al otro lado del Atlántico. Equipo que estaría compuesto por personas ligadas a Meghan Markle cuando ella era actriz. Decisiones que además ponen a Harry cada vez más lejos de Reino Unido y más dependiente de su esposa para cuestiones profesionales futuras.

*Foto principal: Gtres

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies