Isabel II cumple 67 años como Reina de Inglaterra

Se cumplen 67 años desde que se celebrara en la abadía de Westminster la última ceremonia de coronación de un monarca en Reino Unido.

Iván Perlado. 02/06/2020
(Foto: Royal UK)

Tal día como hoy de hace 67 años se celebraba la coronación de Isabel II. Un ritual lleno de simbolismo que la Reina de Inglaterra conmemora este año en una situación que nadie podía esperar hace unos meses. Confinada en el Castillo de Windsor, pasa los días con el mínimo contacto social posible, acompañada por un reducido séquito personal. Intentando en la medida de lo posible no contraer el Covid-19 que tantos infortunios ha traído.

Allí se encuentra con su marido, Felipe de Edimburgo, que le acompañó el 2 de junio de 1953 en la ceremonia que se celebró en la abadía de Westminster. Un escenario que, como recuerdan desde el Palacio de Buckingham, ha sido el recinto donde se han coronado los monarcas ingleses desde 1066

La reina Isabel II el día de su coronación, el 2 de junio de 1953 (Foto: Royal UK)

Isabel II fue coronada en una ceremonia repleta de detalles

Fue una ceremonia que duró casi tres horas y que se ha mantenido en los mismos términos durante más de mil años. Al final de la misma, Isabel II, que tenía 27 años, se convertía en el trigésimo noveno soberano en ser coronado en la abadía de Westminster. Es la sexta Reina de Inglaterra por derecho propio. La primera fue la reina María I, coronada en octubre de 1553. Isabel II conoció el fallecimiento de su padre, el rey Jorge VI, cuando se encontraba de viaje oficial en Kenia y accedió al trono el 6 de febrero de 1952.

Durante la ceremonia, a la que acudieron 8.251 invitados, Isabel II portó un ramo de flores blancas formado principalmente por orquídeas y lirios del valle de Inglaterra, stephanotis (jazmín de Madagascar) de Escocia, orquídeas de Gales y claveles de Irlanda del Norte y la Isla de Man.

El vestido que Isabel II lució el día de su coronación (Foto: Royal UK)

Un vestido que la Reina ha lucido otras seis veces

El vestido fue diseñado por Norman Hartnell y se realizó en satén blanco con bordados de los emblemas del Reino Unido y la Commonwealth en hilo de oro y plata. Tras ese día, Isabel II ha utilizado el vestido otras seis veces en actos solemnes como la apertura del Parlamento de Nueva Zelanda y Australia en 1954.

Su hijo, el príncipe Carlos, necesitó una invitación personal para asistir a la ceremonia. Fue su propia madre la que de su puño y letra emitió una autorización para que siguiera el evento en directo. Y se convirtió de este modo en el primer heredero al trono británico en seguir la coronación de su madre con solo cinco años.

Subir arriba
Versión Escritorio