Tecnología

Coronavirus y ciberataques, no bajes la guardia durante la pandemia

En las últimas semanas han comenzado a proliferar ciberataques relacionados con la crisis del coronavirus en todo el mundo.

The Luxonomist. 12/05/2020

«En tiempos de sobreinformación, la creatividad desaparece». Así definía el neuropsicólogo Andrey Kurpatov algunos de los efectos de la sobrecarga de información durante el último Foro Económico Mundial de Davos. Lo que no preveía el experto es la capacidad de los ciberdelincuentes y ciberataques para idear nuevas formas de atacar a sus víctimas. Una creatividad que se ha disparado en medio de la pandemia del coronavirus, cuando ciudadanos y empresas demandan más información de la habitual.

Los ciberdelicuentes también se adaptan al coronavirus y mantienen
su actividad delictiva

Los ciberataques en época de coronavirus

En las últimas semanas han comenzado a proliferar ciberataques relacionados con la crisis del coronavirus. Lo cierto es que el escenario es propicio para este tipo de delincuencia: el consumo de Internet se ha disparado, con incrementos de tráfico cercanos al 40%, al igual que el teletrabajo.

La elevada demanda de información sobre la pandemia por parte de ciudadanos y profesionales ha abierto nuevas oportunidades para los ciberdelincuentes. Mientras que algunos han prometido no actuar en ciertos casos mientras dure la pandemia, otros han decidido aprovechar la situación para difundir sus ataques. En cualquier caso, nunca se debe bajar la guardia ante la posibilidad de ser uno de sus objetivos. Y menos en una situación tan excepcional como la actual.

La demanda de información sobre la pandemia a convertido las informaciones
y web sobre Covid-19 en principal foco de actuación de delincuentes

Ransomware, un clásico renovado

Los ataques de secuestro de información, o ransomware, no han tardado en aparecer. Lo que ocurre es que, esta vez, lo hacen adaptados a la situación actual de pandemia. Es decir, aprovechan el tirón informativo que tiene estos días la temática del coronavirus para acceder a nuestros archivos, encriptarlos y solicitar después el pago de un rescate si queremos recuperarlos. Si sumamos todo esto a la sobrecarga de trabajo que sufren los profesionales de determinados sectores, como los de la sanidad, los ciberdelincuentes encuentran la ocasión perfecta para intentar secuestrar información sensible.

Uno de los ataques más típicos es el secuestro de información o ‘ransomware’

Los sectores afectados por el virus, los más vulnerables

Este fue precisamente el caso de un envío de ransomware reportado por la Policía Nacional. Consistía en el envío de correos electrónicos a personal sanitario de distintos hospitales españoles relacionados con la temática del coronavirus. Incluían archivos adjuntos con los que los ciberdelincuentes pretendían corromper la información del centro médico para pedir después un rescate.

Este tipo de ataques de secuestro de información también se han detectado en otros países. Un ejemplo es el del ransomware que utilizaba el dominio coronavirusapp[.]site para cumplir con su objetivo. Contenía un mapa de calor de Estados Unidos en el que se mostraban los focos de mayor contagio para captar la atención del internauta. En concreto, esta página solicitaba la descarga de una app móvil para continuar informado. Al hacerlo, se instalaba un ransomware llamado Covidlock, con su consiguiente mensaje de infección y solicitud de rescate.

Los hackers roban información a los usuarios y les piden rescates para
evitar su difusión y uso

Ciberestafas, a la orden del día

La ruptura de la normalidad también deja expuesta a la población ante las ciberestafas. Como en estos momentos buscamos constantemente información relacionada con el coronavirus, los ciudadanos estamos más expuestos a sufrir este tipo de engaños.

De hecho, las cifras de uso de la temática del coronavirus como gancho para extender ciberataques entre la población se han disparado en marzo, coincidiendo con la declaración del coronavirus como pandemia global. Además, se ha detectado un incremento de hasta el 70% de correos con ataques de phishing que hacen uso de esta temática para recopilar información personal de manera fraudulenta. El propio FBI alerta sobre una oleada sin precedentes de este tipo de delitos, en este caso relacionados con la pandemia.

En España, los últimos informes del Centro Nacional de Protección de Infraestructuras y Ciberseguridad (CNPIC, dependiente del Ministerio del Interior) han alertado sobre una quincena de ciberestafas con el señuelo del coronavirus. Para perpetrarlas, los delincuentes aprovechan el sentimiento de vulnerabilidad que empuja a muchos ciudadanos a buscar información sobre la pandemia.

Muchas de estas ciberestafas nos llegan a través de nuestro correo electrónico

Más allá de los correos electrónicos

Hay que tener en cuenta que estas ciberestafas no llegan exclusivamente a través de correos electrónicos. También se utilizan aplicaciones, páginas web e incluso mensajes de texto para comprometer la seguridad de las personas y su privacidad.

Un ejemplo es el uso de mensajes de texto para ofrecer una aplicación que ayuda a conseguir mascarillas sanitarias. Cuando se descarga la aplicación, se instala un virus que reenvía el mensaje a todos los contactos de la agenda del teléfono infectado. Otro ataque detectado utilizaba un mensaje de WhatsApp para suplantar al Ministerio de Sanidad y redirigir a una web de venta de mascarillas.

También proliferan estafas con troyanos, como el conocido Cerberus, que afectan a dispositivos Android. Este ataque tiene como principal cometido el robo de credenciales bancarias o tipos RAT, con el foco puesto en la distribución y el robo de datos sensibles de la víctima.

Los enlaces y mensajes de WhatsApp que veas sospechosos también
pueden ser obra de ciberdelincuentes

Consejos para evitar los ciberataques

En un momento en el que nos vemos bombardeados constantemente por la difusión de información por medios electrónicos, el sentido común es más necesario que nunca. Protegernos de ciberestafas en un momento especialmente vulnerable como el que vivimos nos evitará más de un disgusto.

Algunas recomendaciones para mantenerse a salvo de este tipo de ataques son las siguientes:

  • Evitar las cadenas de mensajes, que se utilizan en muchas ocasiones para recopilar datos de contacto, así como los mensajes que recibamos de conocidos con enlaces o adjuntos y que parezcan fuera de contexto o no encajen en la conversación.
  • No hacer clic ni pulsar sobre enlaces dudosos, ya que nos pueden redirigir a páginas web fraudulentas.
  • Ante la duda, contrastar siempre con personas de confianza y fuentes oficiales cualquier información que recibamos y nos resulte sospechosa.
No hagas click en enlaces dudosos o entres en páginas web sospechosas
y que no conozcas, podrían ser ciberataques

Cuidado con las compras online

  • Mantener actualizados los sistemas de los dispositivos electrónicos, incluidos los antivirus.
  • No facilitar nunca claves ni contraseñas solicitadas a través de correo electrónico, mensajes de texto o cualquier otro canal.
Ten cuidado con las compras online y trata de verificar antes la fiabilidad
de la página web

No difundas enlaces web sospechosos

  • Que una web empiece por https y presente un candado en la barra del navegador no garantiza que sea segura. De hecho, puede tratarse de una web fraudulenta. Conviene fijarse bien en si el enlace se corresponde realmente con el del sitio web al que queremos conectarnos. Siempre será más seguro teclear la dirección web auténtica en la barra de navegación que acceder a ella desde un enlace obtenido de otra fuente.
  • Mantener a raya los ciberataques no es solo un acto de protección individual. En momentos como los actuales, la responsabilidad ciudadana es especialmente importante, por lo que también se debe evitar al máximo su propagación a otras personas. La calma y el sentido común son, una vez más, las mejores herramientas que tenemos a nuestro alcance para conseguirlo.
Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies