Slimline Monolithic Manufacture, el reloj automático de más alternancias del mundo

El Frederique Constant Slimline Monolithic Manufacture es una edición limitada que reescribe la historia de la relojería gracias a su oscilador de alta frecuencia que regula el calibre FC-810.

Daniel Nicols. 14/07/2021

En el mundo de la relojería siempre ha existido una carrera hacia la precisión. Todas las marcas desde Suiza hasta Japón han trabajado incansablemente en la búsqueda constante de la precisión de los relojes mecánicos, automáticos o de cuarzo. Durante los últimos doscientos años esta sana competición para ver quién conseguía crear, fabricar y vender relojes cada vez más precisos trajo consigo la exploración de las altas alternancias en relojería.

Teniendo en cuenta que los relojes automáticos que todos conocemos generalmente laten entre 2.5 hercios (Hz) o lo que es lo mismo 18,000 alternancias por hora (a/h), y 4 Hz o 28,800 (a/h); considerábamos altas alternancias los relojes que laten a 5 Hz 36,000 o a 10 Hz 72,000 alternancias por hora. Hasta ahora. Porque el lanzamiento del calibre FC-810 por parte de Frederique Constant redefine el concepto de altas alternancias alcanzando las 288.000 (a/h). Así, deja en entredicho a movimientos como el reconocido y respetado El Primero de Zenith.

Frederique Constant Slimline Monolithic Manufacture
La firma reescribe con este oscilador la historia de la relojería

El FC-810 redefine el concepto de altas alternancias

El revolucionario oscilador de alta frecuencia que regula el calibre FC-810 ha sido diseñado para encajar dentro de una configuración de movimiento tradicional; y para que el movimiento consiguiera aguantar una velocidad diez veces superior y ofreciera al menos 80 horas de reserva de marcha.

Este nuevo oscilador está hecho de silicio mono cristalino, un material que elimina 100% antimagnético. Es resistente a las oscilaciones de temperatura, menos sensible a la gravedad y cuatro veces más ligero que el oscilador de un reloj normal. Además, no requiere de lubricación.

Frederique Constant Slimline Monolithic Manufacture
Se han lanzado dos ediciones limitadas con las esferas en blanco y azul.

Frederique Constant Slimline Monolithic Manufacture

El reloj de edición limitada Frederique Constant Slimline Monolithic Manufacture de 40 mm tiene el privilegio de recibir este revolucionario oscilador. De esta manera se convierte en el primer reloj del mundo que cuenta con una frecuencia de 40 Hz combinada con un precio contenido que refleja el compromiso de la marca con el lujo asequible.

Tanto es así que las 81 piezas limitadas de la edición de oro se agotaron minutos después de su lanzamiento. Coleccionistas de todo el mundo lo están comprando antes de que llegue al mercado y sin ni siquiera poder verlos en persona. Una de las dos ediciones limitadas a 810 piezas que se han presentado está fabricada en acero, tiene una esfera azul y otra blanca. Conocedores de que este reloj supone un antes y un después en la historia de la relojería, además de que puede ser una magnífica inversión teniendo en cuenta que su precio actual es de tan solo 4.495€.

Relacionados

Últimas noticias

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies