Denuncian a Meghan Markle por acoso laboral cuando vivía en Londres

Un miembro de alto rango del personal del Palacio de Kensington presentó una denuncia de acoso contra la duquesa de Sussex antes de que ella y el príncipe Harry renunciaran como miembros de la realeza en activo.

Iván Perlado. 03/03/2021
(Foto: Gtres)

Los duques de Sussex podrían enfrentarse en breve a un nuevo litigio. Bastante más escabroso de los que mantienen con una parte de la prensa británica por publicar la correspondencia de la duquesa con su padre. The Times ha hecho público un presunto caso de acoso laboral sucedido cuando el príncipe Harry y Meghan Markle ocupaban cargos públicos. La denuncia habría sido presentada en octubre de 2018 por Jason Knauf. Trabajaba por aquel entonces como secretario de comunicaciones de Harry y Meghan. La acusaban de intimidación en el entorno laboral.

No es un secreto que la llegada de Meghan Markle enturbió el entorno laboral del Palacio de Kensington. Y este suceso en concreto estuvo relacionado con el despido de dos asistentes personales de la duquesa y las presiones que estaba recibiendo un tercer empleado. Jason Knauf habría interpuesto esta denuncia para que el Palacio de Buckingham protegiera al personal que, según él, estaba bajo una presión insoportable de Meghan.

Meghan y Harry
Meghan Markle y el príncipe Harry tuvieron una relación tensa con algunos empleados a su cargo (Foto: Gtres)

Harry y Meghan habrían evitado que el caso fuera a mayores

Knauf habría enviado un correo electrónico reclamando amparo sobre estos sucesos a Simon Case, entonces secretario privado del duque de Cambridge y ahora secretario del gabinete. El caso fue puesto en conocimiento de Samantha Carruthers, jefa de recursos humanos en Clarence House. El mail dice que «la duquesa parece decidida a tener siempre a alguien en el punto de mira. Ella está intimidando a (Y) y buscando socavar su confianza. Hemos recibido informe tras informe de personas que han sido testigos de un comportamiento inaceptable hacia (Y)».

La pareja se ha defendido a través de un portavoz y de sus abogados. Harry y Meghan Markle niegan las acusaciones de acoso laboral y sostienen que son víctimas de «una campaña de difamación calculada, basada en información errónea, engañosa y dañina». Matizan además que el Palacio de Buckingham habría fomentado una «narrativa totalmente falsa» antes de que se emita la entrevista de este fin de semana con Oprah Winfrey.

Meghan Markle, que está en un avanzado estado de gestación, estaría profundamente afectada por la publicación de estos sucesos, al tratarse de «alguien que ha sido objeto de acoso y está profundamente comprometida con apoyar a quienes han experimentado dolor y trauma por sucesos similares».

Relacionados

Últimas noticias

Subir arriba
Versión Escritorio