Máxima de Holanda cumple 50 años compartiendo su álbum más personal

El rey Guillermo ejerce de fotógrafo para retratar a Máxima de Holanda en el día de su 50 cumpleaños.

Foto: Gtres.

Tras una semana llena de homenajes y actos oficiales, Máxima de Holanda celebra hoy su 50 cumpleaños. La esposa del rey Guillermo estrena década en un momento en el que su popularidad está en horas bajas. Las polémicas de los últimos meses han pasado factura a la monarca, que para esta efeméride ha decidido refugiarse en su familia. Si hay alguien que conoce bien a Máxima es su marido, el rey Guillermo. Quizás por ello, él haya sido el elegido para mostrarnos cómo es la reina en la intimidad. Y es que el monarca ha dejado su papel de gobernante para asumir el de fotógrafo y retratar a su mujer en el día de su 50 cumpleaños.

Máxima de Holanda posa para su marido en su 50 cumpleaños

Máxima de Holanda
El rey Guillermo ejerce de fotógrafo en el cumpleaños de Máxima de Holanda
(Foto: Gtres)

El rey Guillermo es el famoso fotógrafo que se oculta tras las tres imágenes que la casa real holandesa ha compartido este 17 de mayo por el cumpleaños de la reina. Se trata de unas instantáneas que fueron tomadas por el rey a principios de este mes en el jardín del palacio Huis ten Bosch, en su residencia en La Haya. Tres fotos en las que Máxima y su amplia sonrisa son las protagonistas, y en las que queda patente la fuerte personalidad y el carisma de la reina.

Y es que, en el que probablemente sea su cumpleaños más complicado, Máxima ha decido confiar en su marido y en su espontánea sesión de fotos para mostrar lo estupenda que está a sus 50 años recién cumplidos. En las fotografías la reina posa muy sonriente y natural, luciendo un jersey blanco de amplio cuello alto de Massimo Dutti, y unos pendientes con forma de flor de Zara, una de sus firmas fetiche.

Un cumpleaños en medio de una crisis de imagen

Máxima de Holanda
Máxima e Holanda celebra su cumpleaños junto a su marido y sus hijas
en un concierto de Ámsterdam (Foto: Gtres)

Desde que entrara a formar parte de la familia real holandesa en el año 2002, Máxima se ha consagrado como una de las royals europeas más admiradas por su estilo, su carisma y su amabilidad. Sin embargo, en los últimos meses su imagen ha sufrido una profunda crisis en el país, debido a su actitud frente a la pandemia. Y es que su último viaje familiar a Grecia en medio de la crisis sanitaria fue muy criticado en el país, lo que ha acabado pasándole, por primera vez, factura en su imagen, pues cabe señalar que desde que se convirtiera en reina, Máxima siempre ha contado con el ferviente apoyo de los holandeses.

Quizás por ello, las celebraciones de su 50 cumpleaños han sido algo más discretas y solemnes que otros años. Sin embargo, esto no ha impedido ver a Máxima de Holanda junto a sus hijas a un concierto en el Carré de Ámsterdam. La monarca acudía a esta cita luciendo un espectacular vestido de efecto 3D de la diseñadora holandesa Iris van Herpen, conocida por fusionar en sus creaciones la artesanía tradicional con la alta costura. Una campaña de reconstrucción de imagen en la que la espontaneidad y amabilidad natural de la monarca juegan un papel clave.

Subir arriba
Versión Escritorio