Be Beautiful

¿A qué se debe el envejecimiento prematuro de la piel?

La piel envejece. Y no lo hace solo a consecuencia del paso del tiempo, sino también motivada por una serie de factores que se relacionan con la falta de cuidados y el acelerado ritmo de vida actual.

The Luxonomist. 21/06/2019

El envejecimiento de la piel es un trastorno que muchas personas empiezan a padecer ya a partir de los 25 años. Una vez llegados a esta edad, si no se toman ciertos cuidados o si se expone a la piel a situaciones poco saludables, esta comenzará a sentir los primeros efectos del envejecimiento prematuro.

A veces la piel puede envejecer de forma prematura por cuestiones genéticas. Sin embargo, en otras ocasiones son las mismas personas las que motivan este envejecimiento con una serie de factores. Entre todos ellos, hay algunos que se consideran fundamentales y que, en la medida de lo posible, habría que evitar para un mayor cuidado de la piel.

A partir de los 25 años la piel empieza a padecer los primeros signos de la edad, por ello, es necesario empezar a poner solución a estos problemas cuanto antes

Factores que propician el envejecimiento prematuro de la piel

  • La sobreexposición al sol: el sol daña la producción de colágeno y elastina, elementos que mantienen la piel tersa y joven.
  • La mala alimentación: una dieta basada en azúcares y grasas tiene efectos muy negativos para la piel.
  • El tabaco: la nicotina intoxica la piel y provoca la aparición de arrugas y manchas.
  • El estrés: el ritmo de vida actual provoca que la piel no se regenere de la mejor manera.
  • La falta de hidratación: es necesario beber líquidos y aportar verduras y frutas al organismo para la salud de la piel.
  • La falta de calcio: la ausencia de este elemento provoca que la piel se vuelva más flácida.
  • Un mal descanso: la piel envejece más rápidamente si no se duerme lo necesario.
  • La falta de ejercicio: hay que realizar al menos 30 minutos de ejercicio diario para mantener la piel joven.
  • La contaminación ambiental: a mayor exposición en un ambiente contaminado, más posibilidades se tienen de que aparezcan arrugas y manchas en la piel.
No exponerte al sol, cuidar la alimentación, hacer ejercicio y descansar son factores fundamentales para prevenir el envejecimiento de la piel

Cómo cuidar el envejecimiento prematuro de la piel

Tal y como puede verse en Tgusta, los serums faciales son uno de los productos más populares frente al envejecimiento de la piel. No en vano, aportan la hidratación, la nutrición y la protección que los diferentes tipos de piel necesitan, ante la pérdida de sus elementos debido a los factores anteriores.

Los sérums faciales poseen una concentración de principios activos muy superior a los de cualquier crema hidratante. Además, es un producto capaz de actuar, incluso en las capas más profundas de la piel, ya que cuenta con una gran absorción y, sobre todo, una consistencia fluida.

Es cierto que el uso del sérum facial es mucho más efectivo cuando aparecen los primeros síntomas del envejecimiento de la piel. Sin embargo, sus múltiples propiedades hacen que pueda ser utilizado en cualquier momento. Además en el mercado actual hay una gran variedad de este producto para el tipo de piel y los cuidados que haya que realizar.

Los sérums faciales presentan principios activos que nutren la piel de forma más efectiva que una simple crema hidratante

Consejos para evitar el envejecimiento de la piel

Junto a un producto como el sérum facial, resulta evidente que para retrasar el envejecimiento de la piel hay que tratar de controlar los factores anteriormente mencionados.

Es muy importante pues, protegerse frente al sol con cremas y protectores solares adecuados. También hay que utilizar gafas de sol para proteger los ojos y evitar fruncir el ceño, ya que esto último lo que hace es que proliferen las arrugas en ciertas zonas de la cara.

Por otro lado, hay que llevar una dieta sana y equilibrada, rica en frutas, verduras y omega 3, donde se eliminen los alimentos fritos, el azúcar y los productos precocinados. Alimentos de este tipo van a detener la producción de colágeno y elastina, fundamentales para que la piel luzca radiante y con brillo.

Someterse a algún tratamiento estético, reducir las situaciones de estrés y evitar el tabaco hará que sigas produciendo colágeno y elastina 

A su vez, es necesario eliminar la presencia del tabaco y la nicotina en el organismo. Precisamente, la nicotina es el mayor enemigo del colágeno, llegando a destruirlo casi por completo. Una persona fumadora será más propensa a la aparición de arrugas y manchas en la piel.

Por último, hay que tratar de evitar las situaciones de estrés y ansiedad. Situaciones como esta hacen que la piel viva en permanente tensión. Si a ello se le añade un mal descanso por las noches, el envejecimiento de la piel será más que evidente.

El cuidado de la piel es una de las acciones fundamentales a llevar a cabo para sentirse más a gusto consigo mismo. Lucir una piel radiante es sinónimo de juventud, belleza y lozanía. Pero también es síntoma de buena salud y de llevar unos hábitos que permitirán a la persona disfrutar de una mayor calidad de vida.


Relacionados

Subir arriba

Este sitio utiliza cookies para prestar sus servicios y analizar su tráfico. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido.

MÁS INFORMACIÓN.

ACEPTAR
Aviso de cookies